ROSARIO CENTRAL: BALANCE CANALLA

El conjunto rosarino ingresó por poco a la Copa Sudamericana 2018 y fue lo único que pudo festejar en el año. A continuación repasamos el balance que dejó el 2017 para los de Arroyo Seco.

Central no terminó de redondear una buena temporada. En ambos torneos nacionales no logró pasar la mitad de tabla y quedó afuera de la Copa Argentina a un pasito de la final. Cayó ante Atlético Tucumán en semifinales y así se despidió del torneo.

De todas formas, el año comenzó en enero con una serie de amistosos que no terminaron con resultados positivos. De siete juegos, el Canalla solamente ganó uno (Unión de Santa Fe); los demás los perdió o empató.

En marzo, con la reanudación del campeonato 2016/2017 de Primera División, Central sumó otra caída ante Vélez Sarsfield. El Fortín se hizo fuerte en Liniers y no le permitió llevarse los tres puntos a los rosarinos. Afortunadamente, para los hasta ese entonces por Paolo Montero, en la fecha siguiente se recuperaron y se impusieron ante Quilmes en el Sur. A partir de ahí, no volvió a perder hasta el cruce con San Lorenzo por la Fecha 23 en el Nuevo Gasómetro. En total, fueron siete victorias (Quilmes, Tigre, Atlético Tucumán, Temperley, Gimnasia LP, Cañuelas por Copa Argentina, Aldosivi) y tan solo un empate (Sarmiento).

Tras la derrota con el Ciclón, se pensó que podía generarle inconvenientes a Central para enfrentar a Newells en el clásico rosarino. Sin embargo, con goles de Carrizo, Ruben y Herrera volvieron a imponerse contra la Lepra. Y de los últimos 13 enfrentamientos, Newells solo pudo sumar de a tres en una ocasión.

Foto: Gentileza de José Granata.

De ahí hasta mitad de año, los de Montero obtuvieron un triunfo (Racing), cuatro empates (River, Colón, Talleres, San Martín SJ) y una derrota (Banfield). Luego, fue tiempo del mercado de pases donde arribaron caras nuevas y se fueron otras tantas. Entre las altas, se encuentran: Washington Camacho (Racing), Pablo Becker (Defensa y Justicia), Nahuel Quiroga (Instituto), Elías Gómez (Defensa y Justicia), Maximiliano González y Hernán Da Campo (Quilmes), Ijiel Protti (Chacarita), Fernando Alarcón (Talleres), Alfonso Parot (Universidad Católica), Fernando Zampedri (Atlético Tucumán), Santiago Romero (Nacional de Uruguay), Leonardo Gil (Estudiantes LP), Diego Rodríguez (Independiente), Emilio Di Fulvio (Douglas Haig), Luciano Recalde (Villa Dálmine), Marcelo Ortiz (Boca Unidos) y Fernando Tobio (Palmeiras).

En tanto, los que dejaron la institución fueron: Teófilo Gutiérrez (Sporting de Lisboa), Javier Pinola (River), Víctor Salazar (San Lorenzo), Diego Rodríguez (Independiente), Damián Musto (Xolos de Tijuana), Esteban Burgos (Alcorcón), Félix Banega (San Martín SJ),Fernando Alarcón (Talleres), Lucas Acevedo (San Martín de Tucumán), Rodrigo Migone (Patronato), Walter Acuña (Juventud Unida de Gualeguaychú), Matías Mansilla (Quilmes), César Delgado (Central Córdoba), Cristian Villagra (Atlético Tucumán), Dylan Gissi y Fabián Bordagaray (Defensa y Justicia), Ijiel Protti (Chacarita), Marcos Martinich y Renzo Alfani (Villa Dálmine).

En septiembre, arrancó la Superliga y los triunfos llegaron al final. De hecho, desde que comenzó el campeonato, tuvieron que pasar nueve fechas para que el Canalla pudiera obtener su primera victoria. Ahora bien, tras imponerse ante Talleres en Córdoba, Central cerró el año con alegrías. Venció a Boca y se quedó con un nuevo clásico rosarino.

En cuanto a la participación a la Copa Argentina, los rosarinos casi llegan a la final ante River. Sin embargo, en semifinales perdieron con Atlético Tucumán y quedaron eliminados. Hasta ese momento, habían vencido a Cañuelas en la primera ronda. Luego, dejaron afuera a Deportivo Riestra por 2-1. En octavos, el contrincante fue Boca Juniors y a diferencia de unos años, fue Rosario Central quien festejó. En la siguiente fase, jugó un partizado ante Godoy Cruz y sacó el boleto para semifinales. Finalmente, el Decano se impuso en los penales por 3-1 y le cortó el sueño copero.

Tras esta derrota en Formosa, Paolo Montero dejó su cargo como DT del primer equipo y dejó el puesto vacante. En total, el uruguayo dirigió 29 partidos en Central con 12 triunfos, 10 empates y 7 derrotas. Su reemplazante, fue Leonardo Fernández; y desde que asumió se mantuvo invicto.

Foto: Gentileza de Rosario Central Oficial.