¿Realmente sirve la tecnología? – El VAR de la Copa del Mundo en la mira

DOHA, QATAR - DECEMBER 01: The LED board shows the Video Assistant Referee review on a goal by Ao Tanaka of Japan during the FIFA World Cup Qatar 2022 Group E match between Japan and Spain at Khalifa International Stadium on December 01, 2022 in Doha, Qatar. (Photo by Stu Forster/Getty Images)

Dos penales a Portugal y otro par para Argentina. Justamente un tanto en offside para la Albiceleste. Una pena máxima obviada para Croacia por un offside insólito y otra mal sancionada a Arabia Saudita contra Polonia. Ahora se sumó un gol de Japón que dejó más dudas que certezas. ¿Y el VAR? Bien, gracias.

Subjetivamente podría decirse que la tecnología llegó para desvirtuar el fútbol. Goles que se festejan diez minutos más tarde, partidos que terminan con un resultado y luego lo modifican para recomenzar el juego como ocurrió en Francia y Túnez. Ejemplos, sobran.

Lo vivido entre Japón y España añadió algo más de tela para cortar al uso del VAR. La pelota se iba por línea de fondo hasta que Kaoru Mitoma la devolvió al campo de disputa. Ao Tanaka empujó, en el área chica, vulneró a Unai Simón y así no sólo los asiáticos derrotaron a La Roja sino que también eliminaron a Alemania.

Polémica instalada, este jueves también contó con otro capítulo cuando le anularon un penal a Croacia ante Bélgica. En primera insancia quedaron dudas sobre una posible falta de Yannick Carrasco sobre Andrej Kramaric. A todo esto, Anthony Taylor marcó la pena máxima, Luka Modric estaba dispuesto a ejecutarla pero todo se acabó cuando los asistentes llamaron al árbitro para chequear un offside de uña.

Si buscaban más, Portugal tuvo dos remates desde los once metros que generaron discordia. El primero de ellos lo sancionaron contra Ghana y le permitió a Cristiano Ronaldo llegar al récord de mojar en cinco Mundiales consecutivos. El otro, también inexplicable, se dio cuando Bruno Fernandes le tiró un caño a Jose María Giménez. El uruguayo cayó de espaldas, tocó con la mano involuntariamente, y todo acabó en gol lusitano desde los doce pasos.

Argentina también gozó con dos penales. El primero fue un agarrón dentro del área de esos que hay mil por partido. El segundo dejó muchísimas más dudas aún puesto a que Wojciech Szczesny voló hacia atrás, descolgó un centro, y al caer impactó su guante contra el rostro de Lionel Messi. Claro que a la Albiceleste también le anularon un gol contra Arabia Saudita que era válido.

Otro caso, como para continuar mencionando situaciones que parecen llamativas, fue el del partido inaugural cuando a los tres minutos de juego le invalidaron un tanto a Enner Valencia. Así también, en Polonia ante Arabia Saudita se sancionó una pena máxima sumamente polémica. Y las historias podrían repetirse con la misma pregunta sin respuesta: ¿Hasta cuándo el VAR?

Foto: Photo by Stu Forster/Getty Images

Acerca de Marcelo Patroncini 17327 Articles
Nació en agosto de 1982. Leonino y soñador. Desde chico jugaba a ser periodista con la máquina de escribir que había en su casa. Amante del fútbol, la gastronomía y los viajes. En 2005 fundó Vermouth Deportivo junto a Fran Alí.
Contacto: Sitio web