PATRONATO 3 – CHACARITA JUNIORS 0: Y ARRIBAS, Y A RIBAS…

Sube el Patrón. Trepa peldaños en la tabla de posiciones pero también en la de los promedios. Se saca de encima un poco esa soga que aparentaba apretarle el cuello tras el 3 a 0 que le propinó a un Funebrero asfixiado por donde se lo mire. Y de yapa, el elenco de Paraná tiene en Sebastián Ribas al goleador de la Superliga junto al lesionado Darío Benedetto.

Patronato no tuvo piedad con Chacarita Juniors. Lo aplastó en el Presbítero Padre Grella y demostró que tiene serias intenciones de seguir jugando en Primera. De hecho, los hombres de Sebastián Pena, abandonaron Entre Ríos en un mar de preocupaciones por la crítica situación del equipo en pos de mantener la categoría.

Es verdad que la suerte no acompañó a los de San Martín pero, también, los bonaerenses tuvieron fallas en defensiva que han sido catastróficas. En el arranque lo tuvo Ribas con un cabezazo en plena área chica que salvó Pedro Fernández. Rápidamente no perdonó en la revancha y a los 19 minutos de la etapa inicial sacó un potente remate que se tornó inatajable para el arquero visitante.

Patronato ganaba por la mínima pero se quedó. Mauro Matos pudo empatar el juego pero el travesaño le rechazó la oportunidad porque también el ex San Lorenzo le entró de manera defectuosa al balón. Más tarde fue Sebastián Bértoli quien salió a destiempo y Matías Rodríguez acarició la pelota contra las redes pero apareció Walter Andrade para desviar el peligro en el último instante.

Ya en la complementaria se emparejó todo nuevamente. Una de las tantas pifias de Chacarita en su última línea le dejaron una inmejorable ocasión a Adrián Balboa pero el uruguayo remató desviado. Del otro lado Bértoli tapaba todo lo que le tiraban y, a los 20 del segundo tiempo, llegó el segundo tanto del local. Ribas descargó para Matías Garrido y el mediocampista sacó un potente remate que se metió contra la base del poste derecho de Fernández.

Si al Funebrero le faltaba algo era dormirse en defensa por enésima vez. Ahí se avispó el juvenil y debutante Agustín Giuffrey que descargó para Abel Peralta. Con el arquero a mitad de camino y los defensores en cualquier lado, el volante sólo tuvo que empujarla al gol.

Chacarita sufrió una nueva derrota, sigue último en la tabla de los promedios, y el calendario de la Superliga se agota. Deberá, casi obligatoriamente, derrotar a Belgrano de Córdoba si es que quiere alimentar el sueño de la permanencia. Mientras tanto Patronato goza con el 3 a 0 y no sufre lo mismo que su rival. De hecho, con esta goleada, siente que es casi un hecho que seguirá un año más en la elite del fútbol argentino.

Acerca de Marcelo Patroncini 17327 Articles
Nació en agosto de 1982. Leonino y soñador. Desde chico jugaba a ser periodista con la máquina de escribir que había en su casa. Amante del fútbol, la gastronomía y los viajes. En 2005 fundó Vermouth Deportivo junto a Fran Alí.
Contacto: Sitio web