Milan y Juventus no le hicieron honor a su historia

Aburrieron porque ninguno de los dos quería perder cuando en verdad debían apostar a ganar. El Rossoneri salió ileso pero perdió terreno contra Inter que marcha primero en la Serie A. La Vecchia Signora no pudo llegar a puestos de Champions League y quedó a diez de la cima en la elite de Italia tras un 0 a 0 para el olvido en el Giuseppe Meazza.

Poco y nada ofrendaron Milan y Juventus en la noche de Lombardía. De hecho, si se esperaba algo sobresaliente, se apagó cuando Zlatan Ibrahimovic salió reemplazado antes de la media hora inicial por una molestia que preocupó a propios y extraños. El partido navegó en la intrascendia de dos equipos que tienen un objetivo claro pero no pisaron el acelerador como para llegar al mismo cuanto antes.

En el primer tiempo Juan Cuadrado estuvo cerca de abrir el marcador para la visita pero su zurdazo salió apenas desviado cuando iban 12 minutos. Al rato lo tuvo el dueño de casa con una gran aparición de Ibrahimovic. El sueco descargó de taco para Rafael Leão que, en el mano a mano, perdió frente al polaco Wojciech Szczesny. Y, para colmo, más tarde el ex Paris Saint Germain y Manchester United debió ser reemplazado.

Paulo Dybala no estuvo firme en Juventus y, en el afán de querer romperle el arco al francés, Mike Maignan, terminó dándole potencia y mandándola por arriba del horizontal. Milan pudo mojar a cinco para el descanso cuando Davide Calabria se vistió de delantero pero su intento se fue rozando el travesaño y dándole algo de tranquilidad a una Juventus que iba de mayor a menor en Lombardía.

El segundo tiempo directamente acompañó la pobreza del capítulo inicial. Una muestra de ello fue cómo fallaron las personas encargadas de transmitir alegrías. La experiencia de Álvaro Morata acerco a la visita con un cabezazo desviado. La de Olivier Giroud directamente fue peor porque, en vez de meter un frentazo al arco para inflar las redes, optó por bajar la pelota a la nada misma.

Juventus se fue desinflando con el correr de los minutos sabiendo que el 0 a 0 era negocio ante semejante rival. Así pudo sostener al menos su racha de nueve partidos consecutivos sin derrotas en Serie A. La contracara fue Milan que fecha tras fecha parece alejarse por motu propio del Scudetto allanándole, increíblemente, el camino a su eterno rival que busca defender el título en la elite de Italia.

Foto: Photo by ALBERTO PIZZOLI/AFP via Getty Images

Acerca de Marcelo Patroncini 17872 Articles
Nació en agosto de 1982. Leonino y soñador. Desde chico jugaba a ser periodista con la máquina de escribir que había en su casa. Amante del fútbol, la gastronomía y los viajes. En 2005 fundó Vermouth Deportivo junto a Fran Alí.
Contacto: Sitio web