Atlético Madrid fue una orquesta y goleó al Valencia que vuelve a hundirse

El Colchonero no tuvo piedad en la noche del sábado y golpeó fuerte en el Metropolitano. Los de la capital española golearon por 3 a 0 a los Chés que volvieron a quedar muy cerca de los puestos de descenso en La Liga tras sumar su séptima derrota en fila en condición de visitante.

Valencia arrancó con todo pero su andar duró apenas cinco minutos. De ahí en adelante, Atlético Madrid se adueñó del primer tiempo y gestó situaciones claras antes del cuarto de hora en un derechazo de Yannick Carrasco que salió ancho y a través de un zapatazo de Marcos Llorente que le sacó astillas al palo izquierdo de Giorgi Mamardashvili.

El dueño de casa merecía el gol que no pudo ser en un cabezazo de Memphis Depay aunque sí se dio un rato más tarde. Más tarde, los de Diego Simeone gestaron una obra de arte colectiva, y Mamardashvili le tapó increíblemente un misíl al neerlandés.

El festejo para Atlético Madrid se dio a los 22 minutos del primer tiempo. Llorente trasladó el esférico y descargó para el pique al vacío de Antoine Griezmann. El francés le ganó la marca a Cenk Özkacar y definió con un remate inatajable.

Valencia consiguió empatar pero el VAR se lo anuló desatando una polémica en la capital española. Un zurdazo de Hugo Duro le daba tranquilidad al elenco de los Murciélagos aunque, la tecnología apagó semejante delirio porque la jugada había comenzado con una falta a Depay en ofensiva.

El andar arrollador del conjunto del «Cholo» continuó durante el cuarto de hora final del primer tiempo y encontró su premio en el inicio de la complementaria. Iban 3 del período decisivo cuando Mamardashvili le tapó un zapatazo a Llorente aunque, en la misma jugada, Carrasco combinó muy bien con Rodrigo de Paul. El ex Racing devolvió una pared fabulosa y el belga, sin ángulo, puso las cosas 2 a 0.

No conforme con esa diferencia, el Colchonero fue por más y lo consiguió. A los 22 minutos de la complementaria, Álvaro Morata levantó un centro para la cabeza del recientemente ingresado Thomas Lemar. El francés guardó la pelota contra el caño izuqierdo del guardameta gerogiano y con su frentazo puso cifras definitivas en la capital española.

Valencia intentó descontar y falló porque Samuel Lino estrelló un disparo en el palo derecho de Jan Oblak. Así los de Rubén Baraja se fueron vapuleados y mirando nuevamente a la tabla de abajo en La Liga. La fiesta fue del Atlético Madrid que jugó un partidazo, goleó 3 a 0, y se aferra a los puestos de Champions League para el próximo semestre.

Foto: Photo by Florencia Tan Jun/Getty Images

Acerca de Marcelo Patroncini 17794 Articles
Nació en agosto de 1982. Leonino y soñador. Desde chico jugaba a ser periodista con la máquina de escribir que había en su casa. Amante del fútbol, la gastronomía y los viajes. En 2005 fundó Vermouth Deportivo junto a Fran Alí.
Contacto: Sitio web