Foto: @InstitutoACC

Instituto de Córdoba se quedó con el segundo ascenso a la elite de Argentina

Nicolás Ziccardi noviembre 20, 2022


Empató ante Estudiantes de Buenos Aires en un partido marcado por la polémica y consiguió el resultado necesario para adjudicarse el Torneo Reducido de la Primera Nacional y obtener el ascenso a la Liga Profesional.

Luego de 16 años Instituto Atlético Central Córdoba volverá a jugar en la Primera Divisón del Fútbol Argentino. Su público lo vivió con un marco acorde a la circunstancia en Alta Córdoba.

Estudiantes de Buenos Aires estaba obligado a ganar para soñar con su ascenso, tras empatar cero a cero en Caseros y sabiendo que una nueva parda le daría el dulce a La Gloria por ventaja deportiva.

El Matador se hizo cargo y en trece minutos rompió el cero con un impecable cabezazo de Juan Cruz Randazzo tras tiro de esquina a cargo de Facundo Pereyra.

Instituto intentó recoger el guante y se acercó al arco de Bruera con tiros de Cucchi y Pombo, sin embargo no encontró regularidad en su ofensiva.

A cinco del descanso el juez Fernando Espinoza se haría protagonista mostrando roja directa al futbolista visitante Lautaro Lusnig tras un fuerte choque contra Graciani. Si bien el contacto es más que evidente, y el topetazo fuerte, la decisión del árbitro fue exagerada, y perjudicó a Estudiantes.

Tras esta situación Instituto tuvo su opción más clara hasta el momento, un zurdazo de Pombo que Diego López, ingresado desde el banco, despejó sobre la línea.

Ya en el complemento La Gloria daría su gran golpe. En diez minutos Claudio Pombo sacó un maravilloso centro desde la izquierda que Fernando Alarcón conectó con todavía mejor cabezazo para vulnerar a Bruera.

Alarcón estaba en clara posición adelantada, pero el asistente Juan Delfueyo no lo advirtió. El gol debió ser anulado.

Lo concreto es que Estudiantes se vio obligado a convertir dos goles para ascender, con un jugador menos. Y el panorama se le complicó a la media hora, el ingresado Elías Alderete fue amonestado tras un tumulto y de inmediato el juez Espinoza le mostró roja.

Alderete no tenía amarilla previa, es decir recibió la cartulina y luego la roja, en una decisión inexplicable por parte de Espinoza, uno de los peores árbitros de la Primera División (sino el peor) premiado (y arruinando) uno de los partidos más importante de la temporada 2022.

El escenario se volvió irreversible para Estudiantes, que con 9 y necesitando dos goles terminó sucumbiendo ante el nerviosismo provocado por un arbitraje lamentable.

Instituto hizo su juego y tuvo su premio, al premio a uno de los mejores equipos de la temporada, el justo reconocimiento al que terminó segundo en un torneo de 37 clubes.

De la mano de Lucas Bovaglio La Gloria vuelve a Primera tras 16 años, y Córdoba tendrá tres representantes en la Liga Profesional 2023.

Se suma al campeón de la divisional y primer ascendido, Belgrano, y a Talleres. Instituto debutará en La Liga Profesional 2023 recibiendo a Sarmiento de Junín.

Foto: @InstitutoACC


Temas



Otras Noticias




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *