NFL: SEMIFINALES DE CONFERENCIA

Por: Matias Miano

La palabra “retiro” parece no estar en el diccionario de Aaron Rodgers, luego de una nueva demostración de que es uno de los grandes mariscales de campo de toda la historia. Competirá por un lugar en el preciado Super Bowl, nada más y nada menos que contra Tom Brady (¿quizás el mejor de todos los tiempos?); una final de conferencia que parece más una final de campeonato (que nunca se pudo dar). Final soñada, dirían algunos; pero está claro a la hora señalada, pocos eventos podrían dar un espectáculo similar (aún mejor que la final por el trofeo Vince Lombardi).

Green Bay no dio margen de duda frente a unos Rams que venían con un gran récord de temporada regular, pero no pudieron hacer nada frente a la ofensiva de los Packers. Ya al final del primer tiempo, los locales habían sacado una diferencia de 9 puntos (19 a 10), y que lograron mantener gracias al poder de ataque y del brazo del capitán, que cada pase que daba era un puñal. Dos pases de anotación, más un acarreo para poner a su equipo en las finales de conferencia y llevarse el premio al mejor jugador del encuentro.

El encuentro entre Tampa Bay y New Orleans fue muy parejo durante los primeros 3 períodos, aunque pocos podían prever el mal cierre que tuvo Drew Brees en el último cuarto: con el resultado 20-23, el mariscal de “Los Santos” entregó el balón (el segundo del encuentro), que rápidamente Tom Brady cambió por anotación a falta de 5 minutos para finalizar el encuentro. Poco tiempo quedaba en el reloj como para intentar la heroica (aunque ya se

haya visto este tipo de situaciones en el fútbol americano), pero el mariscal de campo volvió a cometer un error: dio un pase muy complicado de capturar, y fue nuevamente interceptado. “Los Bucaneros” solo tenían que hacer correr el reloj para cumplir con el tiempo reglamentario. ¿Habrá sido el último encuentro de Drew Brees? A sus 39 años, es muy difícil de saber.

El viento fue el actor principal del encuentro entre Buffalo y Baltimore; durante casi todo el encuentro fue el principal escollo que tuvieron los pateadores de ambos equipos para cambiar puntos los intentos de gol de campo. Gracias a ello y a las defensivas de ambos equipos, que se fueron al descanso solo con un empate en 3 por bando. El tercer cuarto fue todo de los Bills: en la primera posesión consiguió llegar a la tierra prometida y más tarde, con el balón en manos de la visita y a metros de la zona de anotación propia, Terrel Johnson le interceptó un pase a Lamar Jackson y corrió 102 yardas para convertir la segunda anotación del período. Resultado que se iba a mantener hasta el final, ya que en los últimos 15 minutos no hubo cambios en el marcador. Buffalo llega a una final de conferencia luego de 27 años.

Kansas City avanzó por tercera vez consecutiva a la final de la Conferencia Americana, pero el resultado de 22 a 17 fue completamente anecdótico: Patrick Mahomes sufrió un duro golpe por parte de la defensa de los Browns y aplicaron el protocolo de Contusiones; no solo no pudo completar el encuentro, sino que corre serio riesgo su presentación en el próximo encuentro. No solo horas fáciles para los Chiefs, es su jugador franquicia, el mejor mariscal de campo de la liga y de no lograr cumplir con los pasos necesarios para su alta, no van a llegar en las mejores condiciones para enfrentar a los Bills. Todo depende de la evolución del jugador (que siempre es prioridad); pero la decisión no solo depende de los médicos del equipo, sino también de un neurólogo independiente que de el visto bueno para su inclusión.