SACACHISPAS 2 – LOS ANDES 0: LO «TOMÁS» EN SERIO

Por: Marcelo Patroncini

El Lila, enojado por aquél arbitraje del partido ante el Mate, podía haber dejado tranquilamente eliminado a Argentino de Quilmes si es que el Milrayitas lo superaba en Villa Soldati. Sin embargo, el equipo de Eduardo Pizzo, que mejoró mucho su imagen de lo que era antes del parate por la pandemia, jugó de igual a igual, ganó 2 a 0, y dejó con las manos vacías a los de Lomas de Zamora.

Los Andes gozaba con el empate en el Beto Larrosa porque sabía que en Villa Lynch, el Furgón le hacía fuerza a los de Pedro Monzón. Allá 3 a 3, sumando al 0 a 0 en Capital Federal, le volcaban algo de tranquilidad a los de Germán Cavalieri que no podía doblegar a Sacachispas en el capítulo inicial.

Embanderados en Gonzalo Salega, una de las grandes figuras de este petit-torneo, y Matías Linas, la visita apostó tibiamente a ver si salía algo en ofensiva pero sin descuidar la retaguardia. Las noticias del otro estadio llevaban algo de tranquilidad hasta que, en la complementaria, el dueño de casa apretó el acelerador y le propinó dos golpes de nocáut a uno de los equipos más poderosos de la divisional.

A los 26 minutos de la segunda parte, Tomás Verón Lupi, héroe de la jornada ante Colegiales, volvió a inflar las redes para el Lila. Un remate al palo derecho de Federico Díaz empezó a torcer la historia tanto en contra del Milrayitas como a favor del Mate que, con la parda en casa del Furgón, se metía en los playoffs del Reducido. El 1 a 0 obligó a que los de Lomas de Zamora tuviesen que adelantar líneas pero, en vez de llegar a su objetivo, volvieron a buscarla al fondo de su arco cuando, un rato más tarde, Nahuel Cáceres de cabeza puso cifras definitivas.

Los Andes se quedó con las ganas de prenderse en la lucha por el segundo ascenso a la Primera Nacional y cedió, por fallas propias, ese privilegio a Argentino de Quilmes. Sacachispas, entró de vacaciones pero lo hizo con una sonrisa ganándole 2 a 0 a un histórico y demostrando que con trabajo, podrá tener más alegrías que desazones una vez que comience la próxima temporada.