RALLY DAKAR: LA PREVIA DE LA CATEGORÍA AUTOS

Por: Mariano Álvarez

La Edición N°43 del Rally Dakar está a la vuelta de la esquina, ya que arrancará el próximo 3 de enero en Arabia Saudita. En la categoría autos, los favoritos son los de siempre, por lo que el espectáculo estará asegurado.

El segundo Dakar en tierra saudí prácticamente ya está en marcha. Los pilotos, equipos y organizadores están instalados en la ciudad de Yeddah (sede del inicio y final de la prueba), cumpliendo con las verificaciones técnicas y administrativas y también con los estrictos protocolos impuestos.

No será una carrera más por el bendito COVID-19, pero todo está dado para que a priori el desarrollo sea normal. En total, serán 4767 kilómetros cronometrados distribuidos en 12 etapas.

El equipo X-Raid llega una vez más con su armada y se anotan como los grandes favoritos al triunfo.

Carlos Sainz es el campeón defensor y el español aspira a seguir haciendo historia. Manejará el MINI/Buggy N°300 navegado por Lucas Cruz. “Por supuesto que voy a tratar de retener mi victoria de 2020. Ahora que ha pasado algún tiempo, debo decir que esta es una de las victorias de las cuales estoy más orgulloso”, comentó Sainz en la previa que ya ostenta tres triunfos en la mítica competencia (2010, 2018 y 2020).

Su compañero de equipo será la leyenda Stéphane Peterhansel. El francés que domina todas las estadísticas de la competencia, buscará un nuevo cetro en la divisional que se le niega desde 2017 y darle así un broche de oro a su campaña deportiva.

“Monsieur Dakar”, ganador en 13 oportunidades (6 en motos y 7 en autos), buscará conquistar su tercer continente, ya que en la categoría es el único que festejó en África y en América, le resta Asia.

Con los tradicionales MINI 4×4 estarán: Orlando Terranova, que una vez más buscará tener ese buen resultado final que tanto se le niega. Vladimir Vasilyev, que acumula 2 abandonos seguidos y en 6 participaciones ostenta un 5° puesto como mejor resultado. Victor Khoroshavsev que hará su debut en la prueba y el brasileño Guilherme Spinelli que retorna desde el 2016 e intentará cortar la racha de cinco abandonos en fila que acumula.

El Toyota Gazoo Racing será el retador del X-Raid y buscará recuperar la corona que logró en el 2019. En el equipo principal pondrá 4 Hilux para: Nasser Al-Attiyah, Giniel de Villiers, Henk Lategan y Shameer Variawa.

Sin dudas que Nasser será la punta de flecha. El qatarí fiel a su estilo de manejo, no escatima acelerador en su Toyota para “surfear” las dunas del desierto. Tras un 2020, donde sufrió en demasía con los pinchazos y no pudo retener la corona. Irá por el desquite en esta edición con su número favorito el 301.

“El último Dakar en Arabia Saudí fue una decepción tremenda. Fue una gran decepción no ganar, pero aun así quedamos segundos. Carlos Sainz cometió menos errores y fue más veloz en los tramos rápidos. Estoy encantado de ver que el próximo rally será más técnico con menos velocidad. No hace falta pisar siempre a fondo”, expresó Al-Attiyah que acumula 3 halagos en la prueba.

Giniel De Villiers será la otra carta fuerte del Gazoo Racing. El sudafricano con su clásica regularidad buscará meterse en la pelea una vez más. El ganador del Dakar 2009, acumula 12 pruebas de manera consecutivas dentro del top ten, donde cosechó un triunfo y 7 podios en ese lapso.

Los laderos de los campeones, serán: Shameer Variawa que tiene sola una presentación en el 2019 donde abandonó y Henk Lategan que hará su debut.

En tanto el Overdrive también asoma fuerte con varios candidatos que pueden ser la gran sorpresa. El local Al Rajhi encabeza la lista donde buscará mejorar el 4° puesto del 2020.

El holandés Bernhard Ten Brinke que aun se debe ese gran resultado a pesar de ser siempre protagonistas (con victorias en etapa incluidas).

Jakub Przygonski que nunca abandonó desde que crre en autos (2016) y el francés Ronan Chabot de vasta experiencia en el Dakar.

A ellos se le sumó a último momento, el argentino Juan Cruz Yacopini que manejará la Hilux que utilizó Fernando Alonso en la última edición.

Los terceros en discordia serán el Bahrain Raid Xtreme, que pondrá dos Hunter en el desierto para nada menos que Sébastien Loeb y Nani Roma. Será la primera vez para el auto y el equipo y por ende habrá que ver si estarán en condiciones de presentarle batalla a los MINI y las Hilux.

Tras ausentarse en el 2020, Loeb regresa al Dakar para conseguir la victoria que se le negó en su paso por Peugeot. Donde en 4 presentaciones consiguió dos podios (2° y 3°), un puesto 9 y un abandono (2018).

Por su parte, Roma tras un mal paso con el Borgward se suma a este nuevo proyecto en lo que será su Dakar 25 para su historial. El español que se dio el lujo de ganar en motos (2004) y en autos (2014), buscará seguir escribiendo la historia en la mítica competencia.

Cyril Despres también vuelve a la carga y estará al mando de un Peugeot 3008 DKR. El francés tras correr en los SSV, quiere anotar su nombre en la categoría de las cuatro ruedas tras dominar en motos.

Su compañero de equipo será el emiratí Sheikh Khalid Al Qassimi, que en tres participaciones ostenta un 6° puesto como mejor resultado.

Obviamente que no hay que olvidarse y tenerlos en cuenta a Mathieu Serradori que con su Century fueron la revelación del 2020 (con triunfo en Etapa incluido) y al checo Martin Prokop que estará con una Ford Raptor. El ex piloto del WRC, nunca abandonó en su cinco Dakar y logró en el 2019 su mejor performance al llegar 6°.

Todo está listo, el 2 de enero en Jeddah se hará el podio de salida y el prólogo para si el 3 de enero disputar la Etapa 1 del Rally Dakar 2021.