LOS ÁNGELES CLIPPERS 121- DENVER NUGGETS 108 : CAÍDA Y ¿FELIZ? NAVIDAD

Por: Básquet VD

Por: Facundo Olguín | @Facunicolas23

Una nueva derrota para Denver en su primer partido de local ante Clippers por 108-121. Campazzo solo jugó tres minutos y registró una pérdida.

Llegó la navidad más rápido de lo que pensábamos y qué mejor festejo que ver a los Denver de Facu Campazzo, que buscaba su revancha tras los pocos minutos que tuvo en su presentación oficial, derrota 122-124 en suplementario ante Sacramento. Es la primera vez que ambos conjuntos se veían un 25 de diciembre, sin embargo, en el recuerdo inmediato se enfrentaron en semifinales de Conferencia Oeste en la burbuja de Orlando y los dirigidos por Malone, tras ir 1-3 abajo, revirtieron la serie. Sin embargo, los dirigidos por Tyron Lue llegaban a este duelo con una victoria bajo el brazo por 116 a 109 ante Lakers. Duro choque entre dos animadores del Oeste.

En el inicio sentaron las bases del juego. Los Clippers buscaron, en primera instancia, el tiro de tres con George o Batum; si no encontraba claridad, trató de entrar rápido en la llave. Mientras que los locales movieron el balón con claridad para encontrar a Porter Jr, muy compenetrado en el robo en salida, a media distancia o fuera del perímetro. Durante medio cuarto no hubo un claro dominador hasta que, con un parcial de 7-0 con George, Batum y Williams, la visita tomó una leve ventaja de 21-16 a 4:16 del primer cierre. Tras de ir varios minutos de palo por palo, Malone le dio minutos al argentino. Su ingreso se dio a falta de casi dos minutos, lo hizo junto a Bol Bol que, junto a Jokic, bloquearon el centro del área de anotación. Los Clippers siguieron con los movimientos rápidos a la pintura, donde Mann o Jokic encontraron resoluciones, mientras que en la vereda de enfrente, encontraron anotaciones vía la zona de libres. Así, se cerró el cuarto 32-26 arriba Clippers.

Malone, con la intención de bajar la diferencia, planteó zona 2-3 con la voz del Sheriff en los movimientos. Sin embargo, con los bombazos de Kennard, George, Jackson y Patterson, decretaron un parcial de 12-2 (44-28) a falta de 9:31 para el cierre. Los Nuggets ajustaron marcas y eso se hizo notar en el aro de enfrente, con Morris con tiro externo y la salida rápida de Barton para achicar la diferencia a un dígito. Pero solamente fue un atisbo de ilusión. Con un doble y bonus de Leonard y otro de Ibaka, la máxima se estiró a 16 (56-40). Con el afán de volver a pisar firme en el campo, la rotación de balón de los locales no salió tan bien. Primero, porque el rival amontonó gente en la zona pintada, y luego, porque la pelota iba más rápido que la cabeza de los receptores. Así y todo, Jokic aprovechó su contextura física para atacar al poste. No obstante, Kawhi Leonard empezó a ser punzante en las ofensivas para mantener la brecha. La solidez defensiva de los Clippers dio sus frutos. Con robos a Jokic fuera de la llave, terminaron en conversiones en campo antagónico. Con un gran sprint final, Clippers se fue al descanso arriba por 72 a 55.

La única salvación de Denver estuvo en manos de Harris y Porter Jr. El agobio defensivo que sufrió Jokic y la baja de nivel de Murray tuvo que encontrar, en las estrellas de segundo escalón, un esfuerzo. Sin embargo, Leonard e Ibaka siguieron haciendo de las suyas en terreno contrario. Algún aporte esporádico de Millsap parecio traer la calma en casa, pero rápidamente Batum desde la esquina y Zubac en el poste siguieron manteniendo la diferencia entre ambos. A pesar de los 20 puntos de diferencia, parecía que no había más nafta en el anfitrión, tal es así, que cerraron el cuarto arriba Clippers por 98-79.

Una reacción con energías renovadas. Doblaje asfixiante a Leonard y salida rápida para Dozier o Barton, así fue bajando lentamente la brecha Denver que, con un parcial de 6-0 (85-98), puso la distancia a 13 con 10:44 para el final. Era otra cara la que mostró el conjunto local. Murray se encendió y el equipo jugó, mientras que, Ibaka, Jackson y Leonard tiraban de los Clippers. El juego se ensució y se friccionó, tal es así que Leonard tuvo que salir con un corte en la boca por un codazo de su compañero Ibaka con 6:07 por jugar. Un recital de triples. Por un lado, Ibaka y Williams, y en respuesta, Morris y Murray pusieron la diferencia de 14 (100-114) a falta de cuatro minutos. A menos de dos minutos, defensa arriba de Denver y en busca del triple en ofensiva, ya sea con Dozier o Barton. Sin embargo, los dirigidos por Lue tenían todo controlado para la victoria final por 121 a 108. Párrafo aparte, Facundo Campazzo sólo estuvo en cancha 3 minutos y en su planilla se anotó con sólo una pérdida.

SÍNTESIS:

LOS ÁNGELES CLIPPERS (121): Patrick Beverly 9, Paul George 23, Kawhi Leonard 21, Nicolas Batum 13, Serge Ibaka 15 (FI); Reggie Jackson 5, Luke Kennard 8, Terance Mann 2, Patrick Patterson 5, Lou Williams 8, Ivica Zubac 12, Amir Coffey 0, Mfiondu Kabengele 0, Daniel Oturu 0. Entrenador: Tyronn Lue.

DENVER NUGGETS (108): Jamal Murray 23, Gary Harris 2, Michael Porter Jr 10, Paul Millsap 8, Nikola Jokic 24 (FI); Will Barton III 15, Facundo Campazzo 0, Bol Bol 0, PJ Dozier 7, Isaiah Hartenstein 6, Monte Morris 13, Markus Howard 0; Vlatcko Cancar, RJ Hampton y Zeke Nnaji no jugaron. Entrenador: Mike Malone

Parciales: 32-26, 40-29 (72-55); 26-24 (98-79), 23-29 (121-108).

Árbitros: Kane Fitzgerald – Derrick Collins – Justin Van Duyne.

Estadio: Ball Arena (Denver, Colorado, Estados Unidos).