PLATENSE 1 – DEPORTIVO MORÓN 1: A PESAR DEL FRÍO, ESTABA PARA SCHOR

Foto: @caplatense

Por: Marcelo Patroncini

El Calamar salvó su invicto y rescató un punto en la gélida tardenoche de Vicente López. En pleno diciembre, un frente frío fue protagonista de una contienda con pocas luces entre el Marrón y el Gallo. Finalmente el 1 a 1 fue el premio a las dos figuras de la cancha: Ignacio Schor en el local y Luciano Guaycochea en la visita.

Se midieron demasiado Deportivo Morón y Platense en una contienda de sábado donde todos estaban pendientes de ambos elencos. Los de Juan Manuel Llop tuvieron la pelota pero los de Sebastián Sibelli y Sergio Lara pudieron llevarse los tres puntos para el oeste cuando se imponían por la mínima y desperdiciaron algún que otro contragolpe.

El capítulo inicial fue prácticamente nulo. El dueño de casa manejaba la posesión pero no pisaba el área grande de su rival. Apenas un bombazo de Franco Baldassarra y otro de Tiago Palacios fueron los sustos que llevaron contra el arco de Julio Salvá. El Gallo, sin embargo, contó con la más clara justo antes de irse al descanso pero Matías Cortave definió como un defensor y dilapidó, en una posición inmejorable, lo que podía ser el 1 a 0.

Todo cambió en la complementaria. La apertura del tanteador a los 5 minutos modificó algunos esquemas. Cristian Broggi desbordó por derecha una vez más pero esta vez le salió redondo al Deportivo Morón. El suizo, Kevin Gissi, no llegó a empujar de palomita aunque, por detrás de todos, Guaycochea empujó la caprichosa para marcar el 1 a 0. Platense, con casi todo un período por delante, salió desesperado a revertir la situación.

El Marrón intentó pero no podía ante un firme rival que, en defensa se cerraba y, arriba, agarraba mal parado al fondo local. Guaycochea tuvo el segundo de cabeza pero no tuvo puntería. De tanto buscarlo, el equipo de Llop deliró con el empate. El ex Racing, Brian Lluy, metió el enésimo centro en el área rival y Schor, a pura potencia, entró con un cabezazo inatajable para Salvá.

Deportivo Morón, pensando entre cuidar el punto o apostar por los tres, pudo lograr esto último pero Jorge de Olivera le tapó un tremendo testazo a Gissi. Platense, no bajó los brazos hasta el último segundo, pero debió conformarse con el 1 a 1 que lo deja bien parado. Hacía frío, Schor entibió el asunto, y ahora será el momento de ponerse los pantalos largos si es que realmente el Calamar quiere volver a Primera.