BAHÍA (BRASIL) 1 – UNIÓN 0: TEMPORADA DE PILETA

Foto: Prensa Unión

Unión jugaba un gran partido en Salvador pero una zambullida en el área de Rossi con una vehemente salida de Sebastián Moyano le arruinó el partido. El Tate cayó por 1-0 ante Bahía de Brasil y perdió por la mínima diferencia en la ida de los octavos de final de la Copa Sudamericana.

Los hombres de Juan Manuel Azconzábal fueron de menor a mayor en el Arena Fonte Nova y cada minuto se sentieron más cómodos. Sufrieron unos pocos minutos y después llegaron las ocasiones de gol de Juan Manuel García con un cabezazo al travesaño (con una jugada de posible penal no sancionado) y algún remate de Gabriel Carabajal. La visita culminó mejor el primer tiempo.

El Rojiblanco salió a dominar en el complemento y metió a su rival en su propio campo. La gran oportunidad llegó en los pies de Juan Nardoni que metió su pierna izquierda tras un centro pero su intento terminó afuera. Los brasileños cambiaron su juego con las modificaciones y alcanzaron la distancia en el marcador con una avivada: Rossi fue a buscar una bola en el área, se tiró antes de la llegada del arquero Moyano y el árbitro Kevin Ortega no dudó en cobrar penal aunque pudo revisarla en el VAR. Muy fina. Gilberto no falló en la pena máxima y adelantó a su equipo. El conjunto santafesino no se dio por vencido y trató de conseguir un empate que le sirviera para la vuelta pero falló en el intento a pesar de las variantes que colocó el Vasco.

La temporada de pileta abrió y el árbitro compró la zumbullida de Rossi en el área que fue la única diferencia en el resultado. Igualmente, la serie está abierta y todo puede ocurrir con una diferencia tan escasa. Unión vuelve a Santa Fe con un sabor amargo por un buen rendimiento futbolístico y por no convertir ningún gol de visitante.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*