ROYAL ANTWERP 1 – TOTTENHAM 0: UNA VICTORIA PARA EL RECUERDO

Imagen: @official_rafc

Royal Antwerp dio la nota en la jornada de la Europa League y venció como local 1 a 0 al Tottenham con gol de Lior Refaelov. De esta manera, el conjunto belga volvió a ganarle a un equipo inglés después de 45 años y lidera el Grupo J.

La segunda fecha de la zona, tenía su plato principal en el Bosuilstadion de la ciudad de Amberes. La noche se presentó lluviosa pero eso no impidió el normal desarrollo del cotejo, ya que el verde césped siempre se mostró de manera impecable. Cuando comenzó a rodar la pelota, ante todo pronóstico el Antwerp tomó el protagonismo, algo que en la previa parecía poco probable.

El elenco flamenco con sus armas proponía ante un Tottenham que no terminaba de encajar. La primera chance de riesgo, fue para el dueño de casa con un cabezazo de anticipo de Pieter Gerkens que salió apenas desviado tras un tiro de esquina.

Los dirigidos por José Mourinho, no lograban generar juego en la ofensiva y esa falencia la tendrían durante los 90 minutos. Sus pocas oportunidades fueron con disparos de media distancia. Como el del argentino Giovani Lo Celso que remató a colocar a los 14 pero Jean Butez se quedó con la pelota.

Posteriormente el guardameta francés, también se quedó con un intento de Steven Bergwijn. Como ya se sabe el final de la película, hay que aclarar que el conjunto inglés solamente registró dos disparos a la meta en todo el cotejo. Si, los recientes mencionados que ocurrieron antes de los 20 minutos iniciales.

El histórico club belga (tiene 140 años de vida) reciente campeón de la Copa de su país, aprovechaba la merma de los londinenses para ilusionarse con algo grande. Faris Haroun desbordó por la derecha y envió un centro que tuvo como destino a Refaelov que se acomodó y ejecutó por encima del travesaño.

Igualmente el israelí tendría revancha pronto. El reloj marcaba 29´cuando Dieudonne Mbokani Bezua le robó el balón a Ben Davies y comenzó con la corrida rumbo al área. En el momento preciso, asistió a Refaelov que esta vez no falló y con una potente definición puso el 1 a 0 para el Antwerp.

Sorpresa en la noche de la icónica ciudad. La visita nunca pareció inquietarse demasiado por el desarrollo adverso y mantuvo su paso cansino. Gareth Bale intentó nivelar las acciones para su remate se fue alto.

Mourinho mostró su desencanto y para el segundo tiempo, metió cuatro cambios desde el vamos. ¿Los puestos? Todos los de ataque. Pero a pesar de esto, el Tottenham siguió sin hacer mucho en la ofensiva.

Es más el que tenía las oportunidades era el Royal, que tenía espacios para sacar la contra. A los 9, se lo perdió de manera increíble Mbokani Bezua que mandó la pelota a las nubes tras conectar un centro de Koji Miyoshi en el área chica. Posteriormente  Simen Kristiansen Juklerød probó de media distancia y Lloris debió esforzarse para despejar al córner.

La situación estaba planteada. Los ingleses más por obligación que por otra cosa buscaban llegar al 1 a 1 pero no tenían imaginación. La posesión era de ellos aunque con los clásicos toques para el costado o para atrás que generalmente nunca producen nada bueno.

Los minutos pasaban y el local se aferraba cada vez más a la ventaja minina. Kristiansen Juklerød tuvo un mano a mano pero no estuvo fino a la hora de la definición.

El resultado no se modificó más y de esta manera el Royal Antwerp ganó por 1 a 0, para ser el sorpresivo líder del Grupo J con puntaje ideal. Su último halago ante un equipo de inglés databa de 1975 cuando derrotó 1-0 al Aston Villa por 1° ronda de la Copa UEFA.

Por su parte, el Tottenham dejó una pálida imagen, que deberá mejorar en su visita a Bulgaria contra el Ludogorets para evitar cualquier contratiempo en la clasificación.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*