ASTON VILLA 0 – LEEDS UNITED 3: EL PATITO LINDO

Foto: @LUFC

Por: Nicolás Ziccardi

Leeds volvió al triunfo goleando como visitante a un Aston Villa que llegaba invicto y con la valla menos vencida. Patrick Bamford, habitual blanco de críticas, facturó por triplicado para el equipo de Marcelo Bielsa, que se mantiene en la zona alta de la Premier League.

Villa Park fue escenario de un partido realmente interesante, con mucha dinámica y situaciones claras de gol. En este contexto Leeds logró opciones claras contra la portería de Emiliano Martínez, sin embargo la mejor del primer tiempo fue para  Aston Villa; un tiro cruzado de Jack Grealish que Luke Ayling despejó, literalmente, sobre la línea.

Y si hablamos de Grealish, qué decir de la espectacular jugada que armó en el complemento. El 10 le hizo honor a su dorsal con una jugada de película, bancó la marca a metros de su propia área, luchó ante dos rivales y ganó en velocidad al tercero, ya en campo rival. Grealish pisó el área, se acomodó de izquierda hasta el vértice derecho y en puertas del rectángulo chico cruzó el tiro que Illan Meslier rebotó con las piernas. Meslier fue el Villano, evitando una situación que aún sin ser gol recorrió el mundo.

El francés volvió a lucirse con una nueva atajada, contra un cabezazo, justo antes que Leeds comenzará con su momento de la noche. Y fue en gran medida por el hombre de la noche, Patrick Bamford, que capturó un rebote corto de Emi Martínez y lo mandó a guardar. Diez minutos después el nueve recibió en la medialuna, se acomodó y de zurda la colgó contra el ángulo.

Y el tercer fue tal vez el más lindo, Patrick recibió un lindo toqueteo y de frente a tres rivales sacó un zurdazo a puro veneno que infló la red. Con poco espacio entre su posición y la línea, Bamford rubricó su tripleta con una maravilla.

Ganó Leeds tras dos partidos, suma diez puntos, sobre dieciocho posibles, y transita con buen margen la apretadísima Premier League. El lunes 2 recibe a Leicester, otro que anda firme.

Aston Villa perdió la oportunidad de subirse transitoriamente a la cima, perdió su primer partido del torneo y recibió, en quince minutos, más goles que en sus primeros cuatro duelos. El próximo domingo recibe a Southampton.