PHILADELPHIA UNION 2- NEW ENGLAND REVOLUTION 1: ¡VAMOS LOS PIBES!

Gentileza: Twitter Philadelphia Union.

Gentileza: Twitter Philadelphia Union.

La décimo primera fecha de la MLS dejó la tabla de posiciones al rojo vivo. Los elencos comienzan a tener cada vez más ritmo de juego y los partidos son cada vez más dinámicos e intensos. El Subaru Park fue testigo de una velada que dejó atónito a más de un futbolero. En un encuentro que tuvo todos los condimentos, los «U» se quedaron con la victoria en el último suspiro, y quedaron a tres unidades de Columbus Crew, indiscutible puntero de la Conferencia Este.

Philadelphia nos tiene acostumbrado a ser un conjunto que se caracteriza por ser puro frenesí a la hora de atacar, sin escatimar en la cantidad de llegadas al arco rival. La etapa inicial no fue la excepción: Brenden Aaronson, Przybyłko y Jamiro se volvieron una verdadera pesadilla para la defensa de enfrente. Pero el gol se hacía desear, entre grandes reacciones de Matt Turner e imprecisiones de los locales en la decisión final, la posibilidad de conseguir una diferencia en el marcador se esfumaba.

Como si fuera poco, el fútbol demuestra siempre que es impredecible, y le entregó a New England la posibilidad de abrir el tanteador. Büttner, llegó a la puerta del área y de tres dedos habilitó a Kelyn Rowe. El número 11 desperdició una opción inmejorable mano a mano ante Andre Blake. El esférico se escapó lentamente por la línea de fondo, con una pobre definición del estadounidense.

En el complemento, el trámite del juego no cambió, pero los que sí cambiaron fueron los intérpretes: Polster se iba a ir expulsado en el elenco visitante por doble amarilla a los 56 minutos de partido, mientras que Anthony Fontana saltaba al campo a los 65 para los locales. Dos acciones que iban a cambiar el rumbo del cotejo.

El propio Fontana iba a poner arriba en el marcador a los «U» a los 73, picándole la número cinco a un Turner desconcertado ante la rapidez con la que los delanteros de Philadelphia se infiltraban entre la línea defensiva de los de New England. Definición exquisita de una de las promesas de los Union, que con 20 años demuestra cualidades interesantes.

A partir de aquí, ingresó la «Pantera» Gustavo Bou al verde césped para brindarle mayor dinamismo a los dirigidos tácticamente por Bruce Arena. ¡Y así fue!, el argentino no solo se hizo cargo de ser el eje de la ofensiva, sino que a los 81 minutos, brindó una pared con Tajon Buchanan, para que el oriundo de Canadá definiera a un palo estampando el empate a uno.

Todo parecía estar sellado, pero nada esta dicho en el fútbol. 94 minutos y medio (el referee había añadido cinco), córner para Philadelphia. Centro de Jamiro, carambola en el área seguida de un mal despeje por parte de la defensa visitante. El esférico calló en los pies de quien estaba destinado a ser la gran figura del encuentro: Anthony Fontana. El pibe capturó en la medialuna y desembolsó un remate furtivo al palo derecho de Turner, que atinó a tirarse, pero nunca tuvo chances de capturar el potente derechazo de Fontana. Locura en el plantel de los «U», los tres puntos se quedaron en casa.

¿El dato? la mitad de los goles de Philadelphia en esta fase regular fueron convertidos por jóvenes canteranos. ¡Vamos los pibes!.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *