TORINO 1 – HELLAS VERONA 1: EL «TORO» VIVE «ZAZA»FANDO

Foto: @HellasVeronaFC

Volvía a complicarse el Granate. Si bien aún no está salvado del descenso, el elenco de Moreno Longo perdía en casa frente a los Matines y se enteraban que el Lecce recortaba distancias. Sin embargo, con más garra que fútbol, el Toro fue al frente en Turín y rescató un empate que lo dejó mejor posicionado a pesar del sabor agridulce que pudo dejarle ese 1 a 1.

Era ganar en casa y sacar una diferencia prácticamente irremontable. De hecho, el Hellas Verona, no jugaba por nada y no tenía motivo alguno como para hacerle frente a un Torino necesitado urgente de cerrar este libro de la fatídica temporada 2019/20 para ya pensar en lo que se vendrá cuando todo se reanude después del receso de verano. Pero otra vez, el elenco del norte italiano, volvió a cometer errores imperdonables que estuvieron cerca de costarle carísimo.

El primer tiempo fue todo de la visita que amenazaba por las bandas pero no lastimaba como quería. Pasado el cuarto de hora, Darko Lazovic desbordó y metió un centro al corazón del área donde Valerio Verre le regaló una masita a Salvatore Sirigu. Los dirigidos por Ivan Juric siguieron yendo al frente pero esta vez, el serbio con pasado en el Genoa optó por probar suerte con su propio remate que salió cerca del palo derecho de la cueva local.

El 0 a 0 acompañó a ambos al descanso con una imagen bastante pálida del Torino. Y de ello supo aprovecharse el Hellas Verona que retomó la tónica del capítulo inicial, aprovechó la falta de sintonía entre Simone Zaza y Andrea Belotti, y con todo a su favor llegó a la apertura del marcador. Iban 11 minutos de la complementaria cuando Nicolas Nkoulou le metió un codazo a Fabio Borini dentro del área y Paolo Valeri no tuvo más remedio que sancionar penal. Quien recibió la falta cambió la pena máxima por gol y allí surgieron todas las dudas juntas en el elenco de Turín.

Lecce ganaba, el Toro perdía, y los problemas se agudizaban en el conjunto de Longo. Sin embargo, la tranquilidad llegó cuando Ansaldi envió un centro desde la banda izquierda y Zaza, de cabeza, batió la resistencia de Marco Silvestri en una de las primeras llegadas claras para el dueño de casa. Ahora sí, el empate, tenía otro color para el Granate que al menos rescataba un punto en su propio hogar.

Los Mastines no se dieron por vencidos y tuvieron un par de chances con un remate rasante de Federico Dimarco y otro de Borini que fueron bien controlados por Sirigu. No obstante, y a diferencia de lo que supo ser el encuentro durante gran parte del mismo, el local contó con la más clara para ganarlo cuando, sobre el final, Andrea Belotti estrelló un cabezazo contra el travesaño negándole así la alegría al «Gallo».

Hellas Verona pudo irse con los tres puntos de Turín pero repartió unidades en una temporada que está liquidada hace rato para los de Juric. Torino se salvó de otra noche negra porque despertó a tiempo y, al menos, con el 1 a 1 quedó un poquito más cerca de salvarse del descenso que si hubiese cosechado su duodécima derrota en lo que va del año.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*