DEPORTIVO RIESTRA 2 – GIMNASIA DE JUJUY 1: VOLVIÓ CON SED DE REVANCHA Y LE PUSO SPEED EN LA COMPLEMENTARIA

El Blanquinegro triunfó en lo que fue su regreso a la segunda división del fútbol argentino. El equipo de Guillermo Duró se impuso por 2 a 1 sobre el Lobo que se había puesto en ventaja y hasta tuvo chances de llevarse un punto para la Tacita de Plata. Sin embargo, los Malevos de Pompeya mostraron un gran nivel en el segundo tiempo y acabaron quedándose con los tres puntos en el debut de la Primera Nacional.

Costó un buen rato para que Deportivo Riestra y Gimnasia de Jujuy pudiesen meterse en sintonía. El dueño de casa saboreaba la revancha de haber vuelto a una categoría donde no le fue para nada mal desde lo deportivo aunque, una durísima sanción, los obligó a volver por un año a la Primera B Metropolitana. En contrapartida, los de Marcelo Herrera sentían le obligación de imponerse para recuperar el terreno perdido a lo largo de la historia y, así, alimentar el sueño de volver a la elite del fútbol argentino.

Pasaba poco y nada en la gélida tarde dominical de la Capital Federal. Apenas un cabezazo de Yeison Murrillo y no mucho más hasta que Rodrigo Morales sacó un remate que se desvió en un compañero. Que la pelota haya pegado en el experimentado Gonzalo Castillejos acabó descolocando a Matías Vega y, de esa manera, el ex Ferro, Lanús y Barcelona de Ecuador abría la cuenta en el Guillermo Laza sacudiendo la modorra de la floja contienda.

Deportivo Riestra reaccionó en la complementaria. A los 5 minutos tuvo el empate en una situación muy clara donde Gonzalo Bravo le entró mordido a la pelota y terminó yéndose muy cerca del palo derecho de un viejo conocido para la institución del Bajo Flores como Carlos Morel. Sin embargo, de tanto ir, la escuadra de Duró alcanzó la igualdad gracias a un tiro libre de izquierda a derecha que terminó conectando de cabeza Eric Tovo para inflar las redes de la cueva de Gimnasia y Esgrima de Jujuy.

El 1 a 1 abría el juego nuevamente y fue el local quien terminó aprovechando su potencial. A la media hora de la segunda mitad, Mariano González sancionó un penal para los Malevos de Pompeya y Bravo no desperdició la pena máxima. El número diez, intrépido y desafachatado, puso cifras definitiva desde los doce pasos aunque, para celebrar, tuvieron que sufrir un poco ya que el ingresado, Ulises Virreyra estrelló un remate en el palo que pudo significar el reparto de puntos en Capital Federal.

Gimnasia de Jujuy se fue feliz al entretiempo y volvió sin nada a la Tacita de Plata. En el debut de la Primera Nacional, Deportivo Riestra ganó 2 a 1 porque demostró tener sed de revancha y también porque sus jugadores le pusieron speed a la segunda mitad donde mostraron otra imagen y acabaron quedándose con una victoria clave en el arranque de la segunda división del fútbol argentino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *