ATLÉTICO TUCUMÁN: LA HISTORIA DE MARTINA, LA SOCIA QUE DEJA TODO POR EL DECANO

Martina Sosa (medio) y sus amigas de la cancha.

Martina Sosa pisó el estadio José Fierro a los siete años y, desde esa ocasión, no se separó jamás de Atlético Tucumán. Esta fanática de 21 años derriba cualquier mito entre el fútbol y la mujer. Demuestra que este deporte es una revolución social que puede construir una vida alrededor de una institución. Familia, amigos, amores, viajes y aprendizaje. Todos los conceptos básicos de esta «muchacha» enriquecidos gracias al Decano.

«Atlético es lo más grande y lindo que tengo. Es mi familia y forma parte del día a día. Cada vez que nos saludamos con mi familia en un cumpleaños y una fiesta en particular sale una arenga de «vamos los deca» o «aguante los deca». Podemos pelearnos por cualquier cosa pero el Deca nos unirá para toda la vida», expresa la apasionada hincha del conjunto tucumano que va a la cancha con su padre desde pequeña pero recién hace dos años empezó a ir sola o con amigos por una razón específica: «Toda mi vida seguí a Atlético pero a partir de los siete años por el asesinato de Luis Caro. (NdeR: En 2001, un chico de once años salió de su casa diciendo que iba a jugar a la pelota pero se fue a la cancha a ver un clásico con San Martín y nunca volvió. Lo mataron en una balacera). Para mi papá era difícil llevarme a la cancha con ese antecedente»..

El sentimiento de Martina por la institución de celeste y blanco le regaló un entorno especial en su vida. Y claro, el fútbol genera relaciones sociales que duran para siempre. «Gracias a Atlético tengo todo. Conocí amigas y amigos con los que hago previas y me voy de viaje, y hasta tuve un amor de cancha», cuenta la socia del Deca y agrega: «Sin embargo, tengo un grupo de amigas que las conozco desde el jardín y ninguna es futbolera. Ninguna es de Atlético y si tienen que elegir, lo hacen por San Martín. Eso no me molesta. Si se organiza alguna salida y yo no puedo porque juega Atlético, ellas no me insisten porque me conocen».

La joven es contemporánea a la mejor época del Decano pero tampoco se olvida que vivió las malas. Federal A, Nacional B, Primera División y hasta copas internacionales. «Siento las diferencias en las canciones. Hace un par de años gritaba que iba a volver a Primera y que me iba a quedar pero después empecé a cantar que estoy en Primera y que la Copa Libertadores es mi obsesión. Sueño, anhelo y muero porque cada canción se haga realidad. No suelo ser hincha de los jugadores aunque he visto jugar de los mejores en este último tiempo: el Pulga, Aliendro, Barbona. Los tendré guardados toda la vida y para siempre», relata la fanática que forma parte de una agrupación y una murga que llevan los colores del club.

La aventura ante El Nacional por Copa Libertadores en Ecuador la tomó por sorpresa y con tan solo 19 años. No era fácil viajar por los costos y el tiempo de recorrido pero la joven trata de estar siempre. «Cuando Atlético juega por Copa Argentina voy a todos lados. En la final contra River en Mendoza, puse mi bolso en el sillón y mi papá me preguntó adónde me iba y le dije que me iba a Mendoza y que nos veíamos allá. Me fui con mis amigos y después me crucé con él allá», recuerda y se lamenta: «Me hubiese gustado ir a Quito, era imposible pero el gol de Zampedri me lo acuerdo como si fuera hoy. Mis hermanos y mi primo viajaron y estuvieron días y días de viaje. Lo más loco es que, ese día, ellos no se enteraron de nada del retraso del plantel, estuvieron en la cancha como si nada pasara, esperando que empezara el partido».

Para Martina Sosa, todo gira en torno a Atlético Tucumán y los límites no existen. «Mi regalo de cumpleaños será ir a ver a Atlético en Copa Argentina contra Boca Unidos en Salta. Y mi idea es viajar por Copa Sudamericana que sería en febrero. Ya estoy ahorrando y esperando el sorteo en diciembre», cierra con una voz esperanzadora.

2 pensamientos sobre “ATLÉTICO TUCUMÁN: LA HISTORIA DE MARTINA, LA SOCIA QUE DEJA TODO POR EL DECANO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *