BARRACAS CENTRAL 2 – FÉNIX 0: I»VAN AL NACIONAL»

El Camionero tuvo su tarde de fiesta en Luna y Olavarría. Por la trigésima octava fecha del campeonato de la B Metropolitana, el equipo de Salvador Daniele derrotó por 2 a 0 al Cuervo y cerró la temporada celebrando no sólo el ascenso que había cosechado un mes y medio atrás sino también el título de merecido campeón de este certamen.

Fue un partido para cumplir con el calendario pero también el último show de este equipo que cautivó a todos con una férrea defensa y una potente delantera para sumar 81 puntos de los 114 que hubo en disputa. Fénix, que se fue desinflando en la pelea por el Reducido, se presentó sin el «Pirata», Adrián Czornomaz, quien previo al encuentro avisó que no seguiría siendo el técnico la próxima campaña y tuvo que ser reemplazado por Pablo Brandán.

Al cuarto de hora inicial sólo se registraron dos llegadas de riesgo y fueron contra la retaguardia de Guido Nogar. Una formidable apilada de Luciano Romero que estuvo cerca de cumplir con la ley del ex aunque su tiro se fue cerca del palo izquierdo, y una masita del otrora Racing, Fernando Valenzuela, que contuvo sin problemas el guardameta.

Después tomó el protagonismo Fénix. Probó con un lindo zapatazo de José Ramírez Agudelo, con un tiro libre de Elían Graneros, y con un disparo de Mauro Bottari que devolvió el vértice zurdo de Elías Gómez. De hecho, a los 33 minutos, Sebastián Bresba le anuló un tanto a Claudio Salto por presunto offside y, en la jugada siguiente, Barracas Central abrió la cuenta cuando Iván Tapia, debajo del arco, empujó una asistencia magistral para estampar el 1 a 0.

En la complementaria no hubo mucho para destacar. Gómez intervino con clase para despejar una pelota parada de Nahuel Pansardi y otra de Ramírez Agudelo. «Chiche» Valenzuela no pudo con un contragolpe pero sí, en una de las escuetas réplicas, lo consiguió Maximiliano Rodríguez cuando se jugaba tiempo de descuento en Luna y Olavarría.

Fénix sumó diez puntos de los últimos treina y eso lo terminó alejando de la pelea por una plaza en el Reducido. Más allá de ello, el Cuervo cerró otra temporada para el aplauso por presupuesto y objetivos. Y el día que se bajó el telón, el campeón demostró porque se convirtió en el rey de la B Metropolitana. Barracas Central ganó 2 a 0 y siguió de festejos como lo hizo desde aquél primero de abril cuando venció a Acassuso y conseguía el ascenso al Nacional B.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *