DEPORTES TOLIMA 2 – BOCA JUNIORS 2: UN PUNTO DE ZÁRATE Y ANDRADA

Foto: Prensa Boca

Boca volvió a ser una ruleta rusa en la ciudad colombiana de Ibagüe. Nunca se sabe para dónde disparará. El Xeneize arrancó como para golear con chances claras y sufrió por sus propios horrores defensivos en un empate por 2 a 2 ante Deportes Tolima que sirve para una posible clasificación a octavos de final de la Copa Libertadores. Mauro Zárate, arriba, y Esteban Andrada, abajo, salvaron al equipo de La Ribera con un gol, rebeldía y atajadas.

Mano a mano de Benedetto y tiro libre de Zárate. Así empezó el primer tiempo. Dos atajadas de Álvaro Montero que dejaron su valla en cero para lo que se venía dentro de un rato. Las fallas defensivas abrieron el partido porque Lisandro López salió jugando, perdió la pelota y le regaló el gol a Alex Castro que definió sin resistencia. Como si fuera poco, Marco Pérez estiró la ventaja con un estupendo cabezazo esquinado tras quedar en soledad en el área. El panorama se complicó para los de Gustavo Alfaro que igualmente salieron a buscar el descuento y lo encontraron después de varios intentos desviados por Montero. Zárate, el mejor lejos, frotó la lámpara y combinó con Benedetto para clavar la pelota abajo y al primer palo para el 2-1. Los argentinos se agrandaron y dominaron hasta el final de la primera etapa en donde lograron la igualdad: subida de Nahitan Nández, falta en el área y penal. El Pipa se hizo cargo y declaró el 2 a 2 con un potente disparo.

La intensidad de los cuarenta y cinco iniciales no se vio en el complemento. Boca sacó el pie del acelerador porque la parda le servía pero, durante la mayoría del segundo tiempo, los colombianos no supieron cómo entrarle al fondo del Xeneize hasta el final. Esteban Andrada, que no tuvo un gran encuentro, terminó siendo el salvador en los últimos minutos. En tiempo adicional, Marco Pérez y Quiñones se perdieron dos estupendas oportunidades por las manos del arquero de azul y oro.

Tanto por Zárate como por Andrada, el equipo de Lechuga sumó un punto que lo deja a un paso de la clasificación a octavos gracias a la diferencia de gol. Boca Juniors demostró nuevamente que es peligroso arriba pero inseguro abajo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *