Gentileza: @CARPOficial

River intentaba pero no podía ante Argentino de Merlo, puntero de la Primera D y que planteó un estupendo partido, corriendo los minutos y sin lograr quebrar la paridad en el marcador. Sin embargo, Marcelo Gallardo enviaría a cancha a Rafael Santos Borré y la historia cambiaría: gol del colombiano a los 25 de la complementaria y dos asistencias a Matías Suarez para redondear el 3-0 definitivo en Salta.

Tiempo de debut para River y Argentino de Merlo en esta Copa Argentina 2019. El Millonario, campeón en 2016 y 17, quería comenzar sin sorpresas su camino en esta edición; en frente, la Academia, cómodo primero de la Primera D y que soñaba con dar el golpe de su vida ante el vigente campeón de América.

En la primera mitad, los jugadores de Marcelo Gallardo se vieron notoriamente sorprendidos por el rendimiento, ordenamiento y presión de los dirigidos por Claudio Vidal y Damián Infante. River prácticamente no podría crear ocasiones nítidas de peligro dado que, ante cualquier intento de ofensiva, las últimas líneas rivales se las ingeniaban para cortar y no permitirles avanzar en su campo.

Tal es así que durante los 45 minutos iniciales, el Millonario tan sólo pudo generar un remate de Enzo Pérez de larga distancia que saldría cerca de un poste, un tiro libre de Nicolás De la Cruz ancho y uno de Matías Suarez con el mismo desenlace. Los equipos marchaban a vestuarios para el descanso con el marcador establecido en cero.

En la complementaria, la historia comenzaría de la misma manera. Al ver que sus jugadores no tenían respuesta, Marcelo Gallardo enviaría a cancha a Exequiel Palacios y Rafael Santos Borré y éste último sería de vital importancia para quebrar la paridad: a los 25 minutos, el colombiano puso un centro que sería despejado a medias por el arquero Guillermo Pedelacq, quedándole el rebote en un ángulo incómodo pero llenándose la cara interna de su botín para hacer que el balón ingrese y cantar el 1-0 para los suyos.

Con el triunfo parcial, River comenzaría a encontrar espacios debido al enorme cansancio que sentían los jugadores de la Academia sumándose a la obligación de ir por el empate. Así, a los 33 minutos, los de Núñez ampliarían con centro de Borré y gol de Suarez, estableciendo el 2-0. Y el tercero también sería de la autoría del ex-Belgrano, recibiendo un pase filtrado del colombiano para desparramar al N°1 ajeno y definir con el arco a su merced para decretar el 3-0 definitivo.

De esta manera, y aunque debió trabajar más de lo pensado para muchos, River ganó por 3-0 en su estreno de Copa Argentina y avanzó a los 16° de final donde estará midiéndose ante Gimnasia de Mendoza; Argentino de Merlo, por su lado, realizó una más que digna labor y ahora se enfocará de lleno en su primordial objetivo: el ascenso y retorno a la Primera C.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *