NUEVA CHICAGO 2 – INDEPENDIENTE RIVADAVIA 2: CORTADO POR LA MISMA «TISSERA»

Al Torito volvió a pasarle lo mismo por tercera vez en cuatro fechas. El conjunto de Walter Perazzo tenía en el bolsillo los tres puntos para superar al puntero del campeonato pero terminó empatando una vez más. Y, en esta oportunidad, la parda se dio frente a una Lepra que llegó a la igualdad con un hombre menos en cancha. Golpeado, el 2 a 2 sirvió apenas durante un par de horas ya que luego Arsenal derrotó a Villa Dálmine y no sólo superó a los de Mataderos sino también a Sarmiento de Junín que recién jugará el lunes por la tarde en Adrogué.

Antes del cuarto de hora ya ganaba Nueva Chicago y hacía delirar a su gente. No obstante, el dueño de casa se quedó y así permitió que Independiente Rivadavia se vaya al descanso con un reparto de puntos. Lo mismo sucedió en la complementaria con el agregado que los de Gabriel Gómez jugaban con diez por la expulsión de Mauricio Asenjo e, incluso, terminaron mejor que el Verde en el noroeste de la Capital Federal.

Iban 14 del primer tiempo cuando Alejandro Melo desbordó por el flanco derecho y envió un centro al corazón del área visitante. Nicolás Franco se anticipó a todos, punteó el esférico y lo mandó al fondo del arco para anotar el 1 a 0. De hecho, el dueño de casa estuvo cerca de ampliar diferencias con una jugada calcada en la cual el centrodelantero en lugar de pegarle a la bocha le dio al arquero y terminó ganándose la cartulina amarilla en manos de Héctor Paletta.

La ilusión para Nueva Chicago duró poco. Apenas había transcurrido la media hora inicial cuando el intrépido Federico Castro encontró el hueco y sacó un remate desde afuera del rectángulo mayor que sorprendió a Agustín Silva y significó el empate para los Azules del Parque. Y con el 1 a 1, antes de irse al descanso, los de Mendoza monologaron en Mataderos.

Castro con un buen zapatazo casi anota el segundo. Después el siete visitante se puso el overol, apiló rivales y descargó para Asenjo que entraba sin marcas aunque el ex Banfield y Gimnasia de Jujuy terminó perdiendo en el mano a mano con el guardametas del Torito. Y por último estuvo muy cerca Yair Marín con un cabezazo que le sacó astillas al travesaño.

Empujados por su gente, Nueva Chicago asumió la segunda parte de la contienda con la misma actitud que había mostrado en el arranque David Achucarró conectó un córner con su cráneo pero inexplicablemente la pelota salió apenas ancha. Rápidamente el local tuvo revancha. A los 4 minutos, Franco recibió una pelota dentro del área grande y castigó con un tiro cruzado para vulnerar por partida doble la retaguardia de Cristian Aracena. Y nuevamente la fiesta se desató en el República de Mataderos. Y si algo le faltaba a Independiente Rivadavia para trastornarse aún más fue quedarse con diez hombres por la doble amarilla que recibió Asenjo cuando iban 7 de la complementaria.

Lo que era once contra diez no se notó para nada. Los de Perazzo se apagaron y el elenco cuyano salió con una vehemencia descomunal a buscar la parda. Enfurecidos, la encontraron pasado el cuarto de hora del último capítulo. El ingresado Matías Tissera corrió con pelota dominada, mareó a los defensores, que para aquí, que para allá, y sacó un latigazo digno de una fotocopia del tanto de Castro para clavar nuevamente la parda en la casa del Verde.

Con la igualdad en el marcador, la Lepra fue por ese triunfo que lo lleve a los puestos de Reducido. Poco le importó el tenor del rival y el hombre de menos. Y así pudo ganarlo con un buen remate de Luciano Sánchez que se fue besando el palo izquierdo del arco defendido por Agustín Silva pero también estuvo cerca de perderlo con un cabezazo de Franco que quiso su hat-trick pero se encontró con la notable reacción de Aracena que le bajó la persiana a su arco.

Los partidos de Nueva Chicago últimamente estuvieron cortados por la misma tijera. Cuarto empate al hilo, tercera vez que se lo igualan después de ir ganando de manera justificada. El 2 a 2 le permitió alcanzar la línea de Sarmiento que recién jugará el lunes contra Brown de Adrogué pero, horas después, Arsenal venció a Villa Dálmine y trepó a la punta. Quien se fue más satisfecho con el punto cosechado en Mataderos fue Independiente Rivadavia quien buscará revalidad la unidad en Mendoza cuando reciba a Guillermo Brown de Puerto Madryn el fin de semana entrante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *