FÉNIX 1 – COLEGIALES 1: COLORIDO EMPATE EN EL OESTE

El Cuervo y el Tricolor empataron 1 a 1 en el estadio del Deportivo Merlo. Con este resultado, el equipo de Alejandro Nanía no pudo meterse dentro del Reducido mientras que los dirigidos por Adrián Czornomaz quedaron, provisoriamente, a cuatro unidades de ese ingreso al cuadrangular cuyo último lugar lo ocupa Flandria con 36 puntos.

Pasó de todo en el oeste. Fénix tardó en acomodarse dentro de la verde gramilla pero luego mejoró cuando Claudio Salto se amigó con la pelota. Sin embargo, el número siete, malogró un penal que pudo darle la victoria a los vestidos de rosa. Colegiales, con destellos de buen fútbol, hizo un buen encuentro y debió conformarse con la parda tras la expulsión de Diego Magallanes.

Gastón Mansilla abrió la cuenta para los de Munro pasado el cuarto de hora. La visita asfixiaba al Cuervo con mucha presión en la salida pero tampoco le salía a la perfección ese libreto. Los del «Pirata» Czornomaz llegaban a la retaguardia contraria pero con desbordes intrascendentes.

Fénix tuvo el empate en el epílogo de la primera mitad cuando Sebastián Martínez no le sancionó un penal que reclamaron incluso hasta en el comienzo de la complementaria. La furia fue tal que salieron decididos a empatarlo con el fútbol que le imprimió el DT con pasado como profesional por Los Andes, San Lorenzo, Cobreloa de Chile y Universitario de Perú. Y la parda llegó a los 30 del segundo tiempo por intermedio de Fernando Giménez para descolocar por completo a Colegiales.

Si le faltaba algo al Tricolor fue que en la jugada siguiente de la igualdad, Magallanes cometa una infracción dentro del área y se vaya expulsado. Martínez ahora sí sancionó la pena máxima pero esta vez Salto, que había levantado mucho su nivel, no pudo convertir ya que César Atamañuk adivinó la intención del atacante.

Fénix, como en varios partidos desde la llegada de Czornomaz, dejó una buena imagen pero no pudo descontarle unidades a Flandria para meterse en el Reducido. A Colegiales le pasó lo mismo o peor aún ya que estuvo a un cuarto de hora de llevarse los tres porotos para Malaver y Posadas. El 1 a 1, más allá de todo, pudo catalogarse como un colorido empate en casa del Charro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *