BARRACAS CENTRAL 3 – TRISTÁN SUÁREZ 0: DULCE DE LECHE

Delicioso. Así podría calificarse a este Camionero que goleó por 3 a 0 al Lechero en Luna y Olavarría consiguiendo su decimonoveno triunfo de la temporada y asegurándose la diferencia de 7 unidades con respecto a su escolta. Un doblete de Fernando Valenzuela y, el restante, de Facundo Castro, permitieron que los porteños estiren su invicto a 25 encuentros sin derrotas.

Mereció ganar Barracas Central, más allá del par de penales al hilo que sancionó Gastón Iglesias sobre el epílogo del encuentro. Tristán Suárez tuvo la pelota durante toda la complementaria pero jamás encontró la forma de entrarle a la cueva de Elías Gómez mientras que, la etapa inicial, fue un monólogo de la escuadra de Salvador Daniele.

El dueño de casa dominó a su antojo en la etapa inicial. Al cuarto de hora lo tuvo el ex Fénix, Luciano Romero, con un gran cabezazo que le cambió la trayectoria al balón pero terminó saliendo bien cerca del palo izquierdo de la retaguardia de Elías Fretes. Rápidamente fue Castro quien tuvo una situación inmejorable pero remató desviado.

Iban 24 minutos cuando Cristian Broggi desbordó por el flaco derechó y asistió al «Tanque» Castro. El ex Racing, enganchó una vez, y otra, quedó muy bien perfilado pero en el afán de romperle el arco a Tristán Suárez, la mandó por arriba del travesaño. Lo de Barracas Central era para chuparse los dedos porque antes, Maximiliano Levi se la sacó en la línea a Valenzuela, en el rebote, Fretes hizo lo propio con el nueve, y luego el otrora Nueva Chicago no tuvo puntería para inflar las redes.

El gol estaba al caer pero primero, el Camionero sufrió con un disparo cruzado de Claudio Galeano que, en una gran acción individual, le sacó astillas al poste derecho de Gómez. Después sí apareció Valenzuela para definir de manera exquisita pinchando la pelota por encima del guardameta.

Barracas Central pareció conformarse con el 1 a 0. En la complementaria retrocedió y apostó a liquidarlo de contragolpe. Y Tristán Suárez, con el esférico en su poder, apenas proponía con disparos de media distancia que no revistieron problema alguno. Probó el ex Platense, Emiliano Carrasco. También Galeano y, por último, Nicolás Abregú. En todos Gómez respondió con creces.

Sobre el final, el equipo de Daniele pudo bajarle la persiana al juego en una ráfaga de penales que en cancha no generaron dudas pero sí por televisión. Iglesias comprendió que Fretes derribó a Mandarino y, Castro, desde los doces pasos, estampó el 2 a 0 a los 43. Tres minutos más tarde, el juez vio una infracción dentro del área de Floris a Valenzuela y el juvenil surgido de Racing se encargó de la pena máxima para poner cifras definitivas en Luna y Olvarría.

Más allá de las polémicas, el puntero hubiese cantado victoria porque su andar es una delicia. Todo lo que perdonó en el primer tiempo, le llegó en el cierre del juego. Barracas Central goleó por 3 a 0 a Tristán Suárez y le sacó 20 puntos al primero que estaría entrando al Reducido con 33 unidades por disputarse aún. Sin dudas que ya saborea el ascenso. Y encima, con ese inconfundible gusto a dulce de leche.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *