SAN MARTÍN DE BURZACO 0 – DEPORTIVO MERLO 1: DÍAZ DE REVANCHA

El Charro cantó victoria cuando se jugaba el tiempo de descuento en el Francisco Boga y se acercó a los puestos de Reducido de los cuales no forma parte sólo por la diferencia de gol negativa que tiene respecto a Sportivo Italiano. El triunfo por 1 a 0 complicó el panorama de Sanma que dejó en el camino su invicto de cinco partidos consecutivos y volvió a hundirse en la tabla de los promedios.

Dos realidades opuestas se cruzaron en el sur del Gran Buenos Aires. Por un lado, el San Martín de Burzaco de Néstor Ferraresi que intentaba salir del asedio de Berazategui y mantener la distancia en la pelea por la permanencia. Y, por otro, un Deportivo Merlo al que, en este último tiempo le fue mejor de visitante que de local pero que nunca dejó de desplegar todo su potencial para convertirse en un serio candidato al ascenso.

Con el mismo ímpetu de siempre, la visita salió decidida a cantar victoria. Guillermo Ojeda manejaba los tiempos del mediocampo y, el curriculum del «Ogro», Cristian Fabbiani, también hacía lo suyo. Sin embargo la valla de Franco Díaz no se vulneraba. Héctor Buzzi tuvo que ser reemplazado antes de la media hora y ahí estuvo la llave para el triunfo final del equipo de Marcelo Straccia.

El ingresado, Gastón Díaz, infló las redes sobre el final del tiempo reglamentario pero Damián Rubino invalidó la conquista porque comprendió que el ex Aldosivi, que también tuvo un paso por el fútbol de Rumania, cometió infracción sobre el guradavallas local. Pero el «Gula», tuvo revancha. A los 45 minutos sacó un remate que se incrustó contra la base del palo izquierdo de la cueva defendida por su homónimo de apellido, Franco Díaz, y torció para siempre la historia del cotejo.

San Martín de Burzaco quedó tres puntos por encima de Berazategui que sería el equipo que, por el momento estaría descendiendo a la D. Entre ellos está Sportivo Barracas, próximo rival del conjunto de Ferraresi. Mientras tanto, Deportivo Merlo ganó 1 a 0 y se llevó una victoria de oro para soñar con dar pelea por uno de los tres ascensos que ofrece la Primera C a la B Metropolitana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *