Partidos del día de hoy

ARGENTINA 0 – BRASIL 1: QUE EL RESULTADO NO TAPE EL BOSQUE

Foto: Hernán Contreras-Diego Basso/sub20chile2019.cl

Argentina cerró el Sudamericano Sub 20 cayendo por la mínima ante Brasil en Rancagua, disputará el Mundial de Polonia y también los Juegos Panamericanos, pero no pudo lograr la unidad necesaria para consagrarse Campeón. La derrota no debe opacar el esfuerzo que realizó el plantel a lo largo de la competencia, así como tampoco llegar a la Cita Máxima valida todo lo hasta aquí realizado a nivel dirigencial. A seguir trabajando en las juveniles, aquí hay una camada que tiene mucho más para dar.

El Estadio El Teniente de Rancagua levantó el telón por última vez en este Campeonato Sudamericano Chile Sub 20 para recibir nada menos que el Clásico entre las Selecciones Nacionales de Argentina y Brasil, partido final del certamen. El panorama era absolutamente claro para ambos, la Albiceleste de Fernando Batista necesitaba sumar al menos un punto para consagrarse Campeón (Con la clasificación al Mundial y los Panamericanos en el bolsillo) mientras que al Scratch, conducido por Carlos Amadeu, solo le servía ganar por una diferencia de al menos tres goles para llegar a Polonia 2019.

La urgencia del resultado la tenía Brasil, por eso fue la Canarinha quien tomó la iniciativa ofensiva proponiendo juego en campo rival ante un Seleccionado Argentino que, voluntariamente o no, cedió el protagonismo mostrado en los tres cotejos anteriores. Al Scratch le faltaba picante en sus resoluciones, mientras que la Albiceleste no encontraba caminos ni asociaciones en terreno rival.

A ocho minutos del descanso llegaría la jugada que rompería el score, tras la muy buena tapada de Manuel Roffo ante Lincoln; la redonda quedó suelta y allí Santiago Sosa, en su intento de ganar la posición, terminó tocándola con la mano para que el juez Piero Maza sancione penal. El propio Lincoln, delantero de Flamengo, cobró la factura con una sobrante carrera que terminó en discreto derechazo cruzado, Roffo llegó a tocar pero no a desviar. Ganaba Brasil.

Argentina intentó quemar naves en los últimos minutos y sacudió la modorra ofensiva con un cabezazo frontal que Adolfo Gaich no logró direccionar contra la portería de Phelipe. Ya en el complemento el reloj cobró otra importancia para los dos, los minutos se consumían y ambos tenían la necesidad de anotar.

Pero más allá de las urgencias el riesgo claro llegó recién durante los instantes finales, Argentina ganó peso ofensivo con el ingreso de Facundo Colidio y el atacante del Inter conectó un tiro desde la esquina derecha con cabezazo que pasó a milímetros del hierro derecho defendido por Phelipe. Era el gol del título.

Brasil todavía necesitaba dos goles más, pero solo pudo convertir con ese derechazo frontal que Marquinhos Cipriano reventó contra el travesaño. Final y triunfo del Scratch, que pese a lograr su primera victoria de este Hexagonal quedó (por segunda vez consecutiva) eliminado del Mundial de la categoría.

Argentina no pudo coronar con título pero sí aseguró presencia en el Mundial de Polonia y en los Juegos Panamericanos de Perú. Este plantel tuvo tres técnicos en prácticamente la misma cantida de meses, sacó chapa cuando más dura estaba la cosa en este torneo y terminó logrando el objetivo a fuerza de ataque y juego asociado.

Ojalá ese sea el camino, el del toque como respuesta, el del resultado como consecuencia de una propuesta ofensiva. A seguir trabajando.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*