SAN TELMO 0 – ALMIRANTE BROWN 1: AHORA TODO ES BUENO

Almirante Brown consiguió una gran victoria en su visita a la Isla Maciel, derrotando por un tanto contra cero a San Telmo para hilvanar su segundo triunfo en fila y tomar aire en los promedios. El único grito del encuentro fue anotado por Pablo Bueno a los ocho minutos de la primera mitad.

En el Estadio Doctor Osvaldo Baletto, San Telmo recibía a Almirante Brown en el marco de la tercera jornada de la Primera B Metropolitana. El Candombero llegaba tras igualar ante Sacachispas, buscando su primera victoria ante su gente; la Fragata, que llegaba tras derrotar a Barracas Central, quería repetir para tomar más aire en los promedios.

Durante el comienzo del compromiso, los equipos saldrían con actitud frenética yendo en busca del primer tanto. La primera ocasión de peligro sería para los locales con un remate de larga distancia de Lucas Carrizo, sobre los 4 minutos, concluyendo por encima del travesaño. Luego, sobre los 9, Pablo Bueno se quitaría una marca de encima y sacaría un gran remate colocado para vencer a Marcos Jara y cantar el 0-1 para el elenco visitante.

En desventaja, el conjunto de Eduardo Pizzo se lanzaría decidídamente al ataque pero siempre chocaría ante una férrea última línea del elenco de Isidro Casanova. Tal es así que, más allá del dominio en la tenencia del balón, el Candombero sólo podría llegar en un par de ocasiones, una con un remate desviado de Jonathan Benedetti y otro de Federico Haberkorn que provocaría una salvada con el pecho de Matías Giordano. La primera mitad culminaría con marcador favorable para la visita por la mínima.

En la complementaria, los dirigidos por Blas Armando Giunta lograrían llevar el encuentro al terreno que más les sienta: fricción, luchas por las segundas pelotas y poco espacio para que San Telmo pueda desplegar juego asociado. Pizzo movía el banco buscando una respuesta que derive en la paridad pero solamente contaría con un remate de César Carranza que pasaría cerca.

Los segundos fueron consumiéndose, Almirante Brown no pasaba mayores peligros y, con la llegada del final, el dueño de casa fue recurriendo con mayor frecuencia al pelotazo sin sentido ni destino. La última ocasión sería con un tiro de Nicolás Igartúa que pasaría cerca. No hubo tiempo para más, fue victoria para la visita por un tanto contra cero.

Con este triunfo, el equipo de Giunta hilvanó su segundo de manera consecutiva para llegar a los seis puntos y tomar más aire en la tabla caliente de los promedios. En la próxima jornada, en condición de local, Almirante Brown recibirá a All Boys el día sábado; San Telmo, por su parte, sigue sin conocer la victoria al cabo de tres jornadas e intentará cortar la racha visitando, en Zárate, al CADU.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *