GIMNASIA DE JUJUY: EL 23 DE AGOSTO, DÍA DEL ÉXODO JUJEÑO

Foto: @GimnasiadeJujuy

El estadio del Lobo lleva el nombre de una fecha única para el pueblo jujeño. El 23 de agosto se puso en honor a un hecho destacable dentro de las luchas en pos de la independencia del país y bajo las órdenes del Primer Triunvirato de las Provincias Unidas del Río de la Plata.

Corría el año 1812. La Revolución de Mayo de 1810 ya había generado ruido en el viejo continente. Desde el Alto Perú decidieron mandar una tropa del Ejército Realista para poner orden y, tal como indicaba la ruta, el ingreso sería por la zona de la Quebrada de Humahuaca. Allí, en el norte argentino, se encontraba el General Manuel Belgrano con su gente que, al entrerase de este movimiento, emprendió la retirada hacia Tucumán dejando desolado el panorama para sus rivales.

El 23 de agosto, hace exactamente 206 años, fue el creador de la bandera el último en abandonar ese territorio. El conocido éxodo jujeño fue encabezado por él junto al Ejército del Norte que era comandado por Eustoquio Antonio Díaz Vélez. La idea no sólo era abandonar el sitio sino disminuir al enemigo. Por eso mismo, ya desde Bolivia, quemaron cosechas y vaciaron hogares para que los enviados por España no encontrasen ni comida, ni bebida, ni objetos de valor que pudiesen servirle a la expedición.

Este suceso, clave en la historia de la independencia argentina, tuvo dos capítulos más para ser destacados. El grupo Realista alcanzó a la gente de Díaz Vélez en Salta pero no obtuvo buenos resultados. Desde su sillón, Bernardino Rivadavia, ordenó a Belgrano que se replegaran hasta Córdoba pero el General consideró que eso era peligroso ya que le abrían el mapa aún más a los contrincantes para llegar a Buenos Aires. Esa decisión libró la Batalla de Tucumán que, finalmente, iba a ser nuevamente favorable para la libertad definitiva del pueblo.

El periodismo debe aprovechar el fútbol como instrumento para la educación. Y en Vermouth Deportivo no pasamos por alto una fecha tan importante para Argentina con el fin de contarles una historia aprovechando también un club tan reconocido como Gimnasia y Esgrima de Jujuy. El estadio del Lobo, mal llamado «La Tacita de Plata», se denomina 23 de agosto y es en homenaje al éxodo jujeño que aconteció hace exactamente 206 años atrás.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *