ATLETISMO: SE CORRIÓ LA CUADRAGÉSIMA MARATÓN DE ESTOCOLMO

Foto: www.expressen.se

Por: Pablo Patroncini

El sábado 2 de junio, por la mañana argentina, cuando era exáctamente el mediodía en Estocolmo, se largó la cuadragésima edición del maratón nórdico. El clima por suerte acompañó a los corredores: 0% de probabilidades de precipitaciones, una humedad de apenas 32%, leve viento a unos 11km/h y la temperatura promediaba los 26 grados.

Durante toda la tarde del viernes, previo a la competición, los organizadores realizaron la fiesta de los carbohidratos, brindando a todos los competidores la posibilidad de recargarse de energías comiendo pastas en el mítico estadio olímpico de la ciudad, lugar donde culminó hoy la competición.

La longitud de la carrera fue de 42195 metros, tal como requieren las reglas de la IAAF, hubo liebres para quienes querían seguir un paso determinado, 17 estaciones de refresco donde se podían encontrar bananas, manzanas, bebidas isotónicas y agua (entre otras cosas). El circuito también contó con estaciones de duchas donde el spray de agua bañaba a los corredores para refrescarlos, se le daba a los corredores esponjas mojadas para que puedan mojarse en cualquier momento que lo necesitaran. En fin, un lujo.

Como era de esperarse, la línea de llegada la cruzó en primer lugar un keniata, en este caso, Lawi Kiptui, en 2:13:30. Lo siguieron otros dos compatriotas, Dominic Kimwetich Kangor tres minutos más tarde y Stephen Kiplimo llegó tercero, sesenta segundos después.

Por su parte, la anfitriona, Mikaela Larsson fue la ganadora femenina con un tiempo de 2:40:28. Sus perseguidoras: la etíope Beji Bekelu y otra sueca, Caroline Almkvist.

Alrededor de mil atletas de los 15000 que participaron, no pudieron completar el recorrido; pero no había por qué preocuparse. La organización tenía previsto vehículos en los puestos de medición de tiempo intermedio, otros a mitad de cada tramo y, finalmente, aquellos que debieron abandonar podían tomarse el subte para llegar al estadio. Claro, todo gratis, con sólo mostrar su número de corredor.