HURACÁN 3 – BOCA JUNIORS 3: LA UNIÓN HACE LA COPA

Huracán sufrió en su propia casa ante Boca Juniors pero con garra, fútbol y fuerza rescató un empate tras recuperarse de dos goles de diferencias en contra y hasta pudo ganarlo. Fue un partidazo en Parque Patricios con forma de 3-3, de ida y vuelta y con todos los condimentos necesarios para estrujar corazones. Y finalmente, el Globo clasificó a la Copa Libertadores pero debió esperar a otros resultados como el 2-2 de Talleres contra Olimpo y la victoria de Unión por 1 a 0 ante Independiente. El triunfo del Tate provocó la explosión de los Quemeros que volverán al torneo internacional por excelencia.

La increíble función fue una vivencia en un «samba» futbolístico con vaivenes constantes en el marcador y errores defensivos de los dos equipos. El Xeneize, que jugó con un once inicial alternativo con la vuelta de Fernando Gago, entró desordenado y eso lo aprovechó el local que, a los cinco minutos, contó con un Ignacio Pussetto (el mejor de los hombres de Gustavo Alfaro) bien ubicado dentro del área para definir de zurda al 1 a 0. Parecía que el Globo se lo llevaba puesto pero la visita se recuperó y en doce minutos se lo dio vuelta con tres tantos: cabezazos en soledad en el área de chica de Emmanuel Más y Juniors Benítez, y un remate rasante de Walter Bou. Con el 3 a 1 se fueron al entretiempo.

El corazón de los jugadores del dueño de casa salió a relucir en un segundo tiempo atrapante. Encontró en Nicolás Silva y Pussetto las claves para volver a estar en juego. A los 20´ST, Diego Mendoza descontó tras un rebote en el área y siete minutos después, Andrés Chávez cabeceó sin marca para un 3-3 que a esa altura de la mañana no le servía. Bou se lo perdió para el club de la Ribera y Chimino falló ante una gran atajada de Guillermo Sara. Lo pudo ganar cualquiera aunque terminó en empate.

El 3-3 entristeció de alguna manera a Huracán que, con una victoria de la T y otra del Rojo, se quedaba afuera de la Libertadores. La primera buena noticia llegó de Bahía Blanca con la parda entre el Aurinegro (ya descendido) y Talleres, y la definitiva se escuchó bien fuerte desde Santa Fe con el triunfazo del Tate sobre Independiente. El Quemero volverá a la gran copa del continente en el 2019. Boca Juniors demostró que, aún jugando con «suplentes», le hizo partido y casi le arruina la fiesta a Parque Patricios. La Unión hizo la Copa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *