ROSARIO CENTRAL 0 – RACING 2: A MA-MÁ TITA, CON CARIÑO

Foto: www.rosarionuestro.com

Elena Margarita Mattiussi nació y le dedicó los 80 años de su vida al elenco Blanquiceleste de Avellaneda. Vivió las mejores épocas y también las más oscuras para que sus hinchas la inmortalicen con un predio donde las jóvenes promesas de la Academia comenzaron a forjar su futuro. De allí salieron Brian Mansilla y Lautaro Martínez, dos joyas de la cantera, que le dieron el triunfo el elenco de Eduardo Coudet por 2 a 0 sobre en Canalla en el mítico Gigante de Arroyito.

«Tita» Mattiussi fue como una madre para enormes figuras que defendieron los colores de Racing. Desde Juan Carlos Cárdenas y Alfio Basile, pasando por Rubén Paz y Miguel Ángel Colombatti, y hasta llegar a ver los primeros pasos de Javier Lux, la «Chanchi» Estévez y un promisorio Diego Milito. Su partida dio lugar a que otros chicos crezcan bajo su mirada celestial y así como el jueves pasado golearon al Vasco da Gama con cuatro tantos made in casa, los del «Chacho» esta vez también cantaron victoria con festejos producto de sus inferiores. Este traspié dejó a Rosario Central, prácticamente eliminado de todo tipo de competencias internacionales para el año que viene.

El Canalla fue una sombra en su propia casa y jamás molestó a un rival que puso en la verde gramilla a un representativo muletto teniendo en cuenta que el jueves a la noche deberá afrontar otro compromiso de Copa Libertadores, en Río de Janeiro, ante el Almirante. De hecho Javier García tuvo un mediodía más que tranquilo en la Cuna de la Bandera al igual que el primero tiempo de Jeremías Ledesma que no pasó sofocones con expceción de un remate cruzado de Enrique Triverio que se fue cerca del poste derecho del guardameta local.

En la complementaria llegaron los cambios en la visita. Descanso para Renzo Saravia y recuperación en el mediocampo con Nery Domínguez. Sin embargo nada pasaba en Arroyito y Coudet entendió que el punto tampoco le servía así que sacó a «Kike» Triverio y puso en cancha a Lautaro Martínez. Y a partir de ahí, la contienda cambió para siempre. A los 18 minutos del segundo tiempo, Augusto Solari asistió a Brian Mansilla que hilvanó una contra letal. El delantero, surgido del Predio «Tita» Mattiussi corrió media cancha con la pelota dominada, levantó la cabeza y la clavó en un ángulo para que Racing se pusiera en ventaja con un verdadero golazo.

El dueño de casa salió con todo a buscar el empate pero no lastimaba a su rival. Lo que jamás imaginó fue que otra vez su última línea iba a estar adelantada para que el «Toro» Martínez recupere una pelota cerca del círculo central y enfile hacia el área. Una corrida casi calcada como el primer tanto pero con una definición un poco menos atractiva le dieron otro festejo a la Academia que a poco más de un cuarto de hora para el final ya empezaba a bajarle el telón a la contienda. El Canalla sólo estuvo cerca del descuento cuando, por vez primera y ya cerca del epílogo, se propuso molestar a García con un intento de Marco Ruben y otro de Federico Carrizo que no revistieron demasiado trabajo para el ex Tigre.

Rosario Central no hizo nada para quedarse con los tres puntos y su oponente se llevó una victoria de oro para soñar con la plaza de Copa Libertadores 2019. Claro que tampoco Racing tuvo un cotejo vistoso pero ganó 2 a 0 con goles producto de sus inferiores. Y los frutos de «Tita» y del «Tita» le empezaron a dar satisfacciones al conjunto de Avellaneda que no sólo anda derecho en el certamen internacional sino que además aspira a terminar lo más alto posible en el torneo local.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *