FLANDRIA 0 – SANTAMARINA 0: ¡QUE JUEGUE EL PERRO!

El Canario y el Aurinegro de Tandil igualaron sin goles en el Carlos V de Jáuregui en una contienda de bajo vuelo futbolístico. Ambas escuadras, alejadas de la punta, terminaron conformándose con el reparto de unidades y lo más atractivo de la calurosa tarde fue un perro que interrumpió tres veces el partido.

Flandria fue de mayor a menor en su propia casa. Arrancó mejor que Santamarina pero de a poco se contagió de la pasividad que imprimían los dirigidos por Fabián Nosei. De hecho la visita había arrancado bien el campeonato pero ya lleva cuatro fechas sin cantar victoria lo cual llevó a relegarlos en la tabla de posiciones. La historia del local no es tan distinta ya que supo ser puntero del certamen pero arrastra cinco juegos sin triunfos.

Ni bien sonó el silbato de Ignacio Lupani que daba inicio a la contienda, un can ingresó a la verde gramilla. Como si fuese un anticipo de lo que se vería, el perro lo metieron los jugadores que aburrieron por doquier a propios y extraños. La lesión de Diego Sosa al cuarto de hora obligó a una pronta modificación en el elenco de la dupla Favio Orsi – Sergio Gómez. Era el Canario quien proponía algo más que Santa pero no podían vulnerar a Joaquín Papaleo. El regreso a Jáuregui de Alejandro Altuna le devolvía vida al mediocampo del dueño de casa pero con el correr de los minutos todo tipo de intenciones se diluyeron.

Leonardo Griffo fue un espectador de lujo, más tarde lo fue también el guardameta visitante. En el segundo tiempo ingresó otra vez el can por partida doble y así la gente tenía con que divertirse. Flandria y Santamarina igualaron 0 a 0. Hubiese sido mejor si jugaba el perro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *