JUEGOS OLÍMPICOS| FÚTBOL MASCULINO: ARGENTINA 0 vs PORTUGAL 2: SE QUEDÓ SIN PACIENCIA

Gentileza: AP

Por: Maximiliano Pereira

En el debut argentino en los Juegos Olímpicos, cayó ante Portugal por 2 a 0. Los goles de los lusos fueron convertidos por Gonçalo Paciencia y Pité, tras un error grosero del arquero Gerónimo Rulli. El equipo dirigido por Julio Olarticoechea no dejó una buena imágen y mostró su falta de eficacia en sus delanteros. Además, el encuentro terminó caliente por el toqueteo de los portugueses sobre el final, sumado a las cargadas de los brasileños presentes en el estadio.

La primera mitad no arrancó bien para la Selección nacional. A los 3 minutos, Bruno Fernandes dejó a la luz las falencias en el fondo argentino, y marcó un verdadero golazo, aunque la jugada fue anulada por offside. Pero la albiceleste reaccionó, y José Luís Gómez sacó un buen remate que pasó cerca del arco defendido por Varela. A los 27, una buena jugada colectiva, culminó con un remate de Ángel Correa, que tenía destino de gol, pero que la pierna de Edgar salvó a Portugal. Bruno Fernandes era el más peligroso y en sus pies tuvo dos chances claras, que no pudo aprovechar por imprecisión y por las buenas reacciones de Rulli. Sobre el final de la primera etapa, Víctor Cuesta ganó de cabeza tras un córner de Correa, y su remate se fue a penas deviado.

El complemento arrancó mejor para los dirigidos por el Vasco Olarticoechea. A los 120 segundos, Calleri se fue sólo en una contra e intentó pinchar la pelota por arriba del arquero, pero el travesaño le negó el gol. En esa segunda mitad, la Albiceleste era más y el entrenador se dio cuenta, y arriesgó con la entrada de Pavón por Magallán. Sin embargo, quizás en el peor momento de Portugal en el partido, Paciencia remató desde afuera del área y convirtió el 1 a 0 pese a la estirada de Rulli. La Selección argentina intentó por todos los medios llegar a la igualdad mediante centros, remates de lejos, pelotas paradas, sin embargo ninguna surgió efecto. Para colmo, a 7 minutos del final, los Lusos dieron un nuevo golpe: Pité remató al arco desde afuera del área, y parecía que Rulli tenía todo controlado. Pero la pelota se le escapó entre medio de las piernas al ex arquero de Estudiantes de La Plata, y se convirtió en el 0-2. Pese a algún intento más de los argentinos (Pavón tuvo un tiro que sacó el arquero y Simeone, que ingresó por Correa, con un remate de chilena que salvó en la línea un defensor portugués), el resultado quedó sentenciado, y en el final hubo alguna que otra pierna fuerte.

Finalmente, Portugal ganó un partido complicado, y el encuentro que en la previa era para definir quien iba a ser el primero del grupo. Lo cierto es que para ello deberá ganar el próximo encuentro, frente a Honduras el domingo. Por su parte, la Argentina también tendrá su revancha el mismo día ante el otro equipo del Grupo D que perdió en su debut, Argelia.