IRLANDA 1 – SUECIA 1: ESTO ES EL COLMO

Por: Marcelo Patroncini

La Verde se cansó de tener situaciones de gol en Saint Denis y derrotaba a los escandinavos por la mínima diferencia. Sin embargo una desafortunada acción terminó en un gol en contra que le permitió a los de Erik Hamrén igualar 1 a 1 en el debut. Sin lugar a dudas, lo que no entró en el arco opuesto ingresó en el propio y esto fue el colmo contra los de Estocolmo.

Irlanda fue dueño de todas las acciones en el primer tiempo. Desde el arranque probó con un fortísimo remate de Jeff Hendrick que logró desviar con los puños Andreas Isaksson. Más tarde tuvo la oportunidad el capitán John O´Shea pero el hombre del Sunderland no pudo soplar un tiro de esquina que había logrado peinar muy bien Ciaran Clark. A todo esto Suecia era Zlatan Ibrahimovic dependiente y no conseguía armar juego para inquietar a Darren Randolph.

Siguió dominando el conjunto del Reino Unido con un bombazo de Robbie Brady que salió apenas alto. La más clara de la etapa inicial estuvo en los pies de Hendrick cuando, el volante por izquierda del Derby County, se hamacó y le dio rosca a un disparo desde afuera del área grande que terminó estrellándose contra el travesaño. Incluso el conjunto verde pudo irse en ventaja al descanso cuando cerca del epílogo Shane Long no pudo cabecear por un pelo un centro venenoso y cargado de peligro.

Tanto fue a buscar Irlanda el partido que la justicia le llegó a los 3 minutos de la complementaria. O´Shea elaboró una gran jugada personal por banda derecha, descargó hacia el medio, y de primera Wes Hoolahan la acomodó contra el poste izquierdo de Isaksson. Así ganaban 1 a 0 los de Martin O´Neill. Pero bastó que se abriera el marcador para que SUecia recuperase su idea de juego y tome el protagonismo en la tarde de Saint Denis.

Con los escandinavos dominando el esférico y las acciones del partido, el que sufrió fue Randolph. A los 24 minutos John Guidetti inició una gran jugada colectiva, combinó con Ibrahimovic que llegó hasta el fondo y mandó el centro para la entrada de Sebastian Larsson. Sin embargo antes que el mediocampista ofensivo sueco llegó Clark para cabecear contra su valla y regalarle así el empate a los de Hamrén.

Irlanda tuvo varias oportunidades para anotar pero sólo pudo hacerlo en una. O mejor dicho en dos pero la siguiente fue en contra. Así Suecia consiguió empatar 1 a 1 en el debut mientras su rival se daba cuenta que ya era el colmo contra los de Estocolmo.