DEPORTIVO MORÓN 1 – VILLA SAN CARLOS 0: PLANTEO Y REPLANTEO DEL GALLO

Al Gallo no le alcanzará para llegar a la última fecha con chances pero cuánto se estará reprochando ese partido que terminó antes de tiempo por falta de suministro eléctrico ante Deportivo Riestra. Lo cierto es que en el Nuevo Francisco Urbano el dueño de casa cosechó un nuevo triunfo, por la mínima diferencia, ante el Villero y quedó a cuatro puntos del líder con sólo tres por disputarse.

Cuán caro pagó Deportivo Morón aquél traspié ante Platense o Defensores de Belgrano de irregular campaña. El precio justo fue quedarse con las manos vacías a pesar de realizar una buena temporada mezclada con sueldos impagos, reclamos, elecciones y demás circunstancias extrafutbolísticas que, de todos modos, influyen en los resultados deportivos. Esta vez la víctima fue un Villa San Carlos que también en algún momento intentó con pelear arriba pero cosechó una racha de once encuentros sin victorias que dejó con las manos vacías al conjunto de Berisso.

En el debut de Pablo Morant como entrenador del Celeste, la visita cayó en el oeste. El primer tiempo fue opaco pero el dueño de casa mostró cierta superioridad por sobre su rival que se acercaba al arco de Gastón Sessa con remates de larga distancia. La ovación a Javier Rossi antes del inicio por todo lo que había vivido en el club sumado al fallecimiento de su hijo conmovió a propios extraños. De hecho los aplausos se repitieron cuando Walter Otta decidió reemplazarlo a poco del final.

Fue promediando la complementaria cuando el Gallo logró la apertura del marcador a través de un cabezazo de Emiliano Mayola. El 1 a 0 era ya un resultado justo para el local que iba con mayor vehemencia contra el arco rival. Los de Berisso, en cambio, no lograron reaccionar y simulaban estar entregados a una descanso previo a la pretemporada.

Villa San Carlos sumó otra tarde sin alegrías y no cumplió con la máxima que indica que técnico que debuta gana. Deportivo Morón, en cambio, hilvanó su tercer triunfo al hilo a pesar que ayer se había quedado sin chances de pelear por el título. Tal vez duelan los puntos que se perdieron en el camino o los minutos que faltaron jugarse en aquella fecha inicial, en pleno verano, ante Riestra.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *