BROWN (ADROGUÉ) 2 – SANTAMARINA (TANDIL) 2: A LLORAR A LUJÁN

Brown de Adrogué y Santamarina de Tandil empataron 2 a 2 en un partido que, de arranque, parecía que iba a tener un desenlace diametralmente distinto. Con los goles de Fernando Piñero en contra y Mauricio Asenjo en tan sólo seis minutos de juego, el Tricolor auguraba una goleada histórica. Sin embargo, el Aurinegro descontó en el último minuto del primer tiempo con gol de Nicolás Miracco y empató a cinco del final con un tanto de penal de Nahuel Luján, la figura del partido.
Si un espectador desprevenido sólo vio los primeros 20 minutos de juego y no volvió a seguir el partido, seguramente se sorprendió al ver el resultado final. Y es que los primeros minutos fueron dominio absoluto de Brown, tal es así que en seis minutos ya ganaba 2 a 0. La apertura del encuentro llegó a los cinco minutos con una jugada elaborada por Jonathan Cháves pero finalizada por Piñero, defensor de Santamarina, quien al querer rechazar el centro, terminó metiendo la pelota al segundo palo por encima del arquero. Inmediatamente después del saque del medio del equipo visitante, los de Adrogué recuperaron el balón y, tras un centro cruzado que Cháves cabeceó de manera defectuosa, la pelota le queda a Mauricio Asenjo, quién sí conectó de cabeza de manera certera para establecer el 2 a 0 parcial. Y siguió con la búsqueda Brown, pero sin el pie en el acelerador por lo que no pudo continuar ampliando el marcador. Esto lo terminaría lamentando. Pasada la segunda mitad del primer tiempo, el conjunto tandilense comenzó a llegar con más solidez al área local, aunque sin inquietar al arquero Martín Ríos. Pero de tanta persistencia llegó el descuento. Tras una serie de rebotes en área, Miracco logró meter un remate débil pero que se escurrió hacia el arco y traspasó la línea de gol. Tras el tanto, culminaron los primeros 45 minutos.
En el complemento, se profundizó lo acontecido sobre el final del primer tiempo. Santamarina comenzó a atacar constantemente y los dirigidos por Pablo Vico se refugiaron en el área a la espera de un contraataque para dar el golpe de gracia. Sin generar muchas oportunidades netas de gol, el conjunto comandado por Gustavo Coleoni no bajó los brazos y con la batuta de Luján buscaron el empate de todas las maneras posibles. Nuevamente, la perseverancia rindió sus frutos. Tras una buena jugada individual por la derecha, Victor Soto le comete penal al propio Luján, quién fue el encargado de ejecutarlo. A pesar de que el arquero de Brown adivinó el palo, fue imposible atajarlo gracias al gran disparo del 10 aurinegro. No pasó mucho más en esos últimos cinco minutos ni tampoco en los cuatro que adicionó Paulo Vigliano y fue final 2 a 2 en Adrogué.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *