BANFIELD 0 – VÉLEZ 0: PASADO Y FUTURO

El Taladro y el Fortín igualaron sin goles en la gélida noche sureña del gran Buenos Aires. Sin embargo, a pesar que ambos planteles ya están con la mente puesta en la Copa Argentina y la temporada que viene, el 0 a 0 dejó aspectos más que positivos para destacar entre jugadores ya consagrados y grandes promesas que puede ofrecer el fútbol argentino.

Banfield volcó en cancha un mix de expertos y juveniles. Así a la vasta trayectoria de Santiago Silva, Carlos Matheu, Walter Erviti o Hilario Navarro se sumaron los nombres de Thomas Rodríguez o Adrián Sporle que no desentonaron en el esquema que propuso Julio César Falcioni. Vélez, por su parte, brilló con las grandes atajadas de Alan Aguerre pero también con los destellos de Diego Zabala y Fabricio Alvarenga. Y el mediocampo del conjunto de Christian Bassedas mezcló la sabiduría de un lento Leandro Somoza con la velocidad que imprimió Leandro Desábato en una combinación interesante.

No todos los empates sin goles son malos o flojos. Si bien la etapa inicial estuvo carente de situaciones ofensivas, en la complementaria llegaron todas las situaciones de peligro. El primer tiempo contó sólo con un gran contragolpe iniciado por Erviti que continuó Silva y que finalmente, Giovanni Simeone, no pudo definir ante la rauda salida de Aguerre que achicó bien el ángulo y le ahogó el festejo al ex River Plate.

La segunda mitad arrancó con la única situación neta que tuvo la visita. Zabala habilitó a Hernán Toledo quien fusiló a Navarro pero el ex guardameta de Estudiantes de La Plata evitó la caída de su valla dando rebote. A partir de esa situación surgieron una serie de intentos en la puerta del área chica que el Taladro defendió con uña y dientes para cuidar el cero en su arco. El resto fue todo del conjunto local. Pero Aguerre le tapó una clara a Simeone, descolgó un zapatazo de Sporle que iba al ángulo y contuvo un gran mano a mano frente al «Tanque» Silva.

Lesionado el arquero del Fortín, tuvo su chance Gonzalo Yordán que también mostró interesantes destellos en poco menos de media hora que estuvo en cancha. Atento, sin grietas, también tuvo su momoento para lucirse ante un cabezazo de Claudio Villagra que, de sobrepique, estuvo cerca de darle el triunfo al dueño de casa en tiempo de descuento.

Así Banfield y Vélez igualaron 0 a 0 en un entretenido partido en el Florencio Sola. No todos los empates sin goles son aburridos y opacos. Este tuvo situaciones de riesgo y además dejó la gran imagen del buen pasado de muchos y del mejor futuro que prometen otros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *