TEMPERLEY 0 – BOCA JUNIORS 0: MÁS CELESTE QUE AZUL Y ORO

Por: Francisco Alí

Claramente fue el inicio del campeonato para Temperley y Boca Juniors, que brindaron un espectáculo de bajo vuelo en el Florencio Sola de Banfield. El gasolero desplegó su garra para hacerle sentir el rigor al Xeneize, que mostró un nivel parecido al del verano con un Tévez enojado y fuera de su calidad. El empate en cero justificó lo realizado en el campo de juego pero dejó más aliviado a celeste que al azul y oro.

Uno piensa que si juega el equipo de Arruabarrena con Tévez incluído es probable que se vea un gran partido pero nos equivocamos. Boca chocó contra sus carencias de ideas y frente a un rival que no lo dejó imponer su sello a base de un esfuerzo durante los noventa minutos. ¿Llegadas? Hubo para los dos lados pero no lo suficientemente peligrosas para complicar al rotundo cero.

Encontrar figuras en un partido mediocre es difícil pero si no queda otra hallaríamos alguna en Temperley por el desgaste y aguante físico como Matías Sánchez y Arregui y algunos destellos de Colzera. Las imprecisiones se vieron en todo momento y en varios pasajes del cotejo jugaron a pasársela al rival. En el complemento, el Xeneize inclinó la cancha a su favor, metió al Cele en su campo y llegó varias veces al arco de Crivelli. Ni Lodeiro ni Tévez convirtieron sus situaciones y nada cambió. El Apache fue un jugador normal y no, ese fuera de serie de Europa. Enojado y furioso por cada roce con algún futbolista del rival. Ni siquiera brilló en una de sus especialidad: la definición. Los dirigidos por Iván Delfino buscaron lastimar con alguna contra pero todas fallaron y terminaron en los defensores y arquero visitante.

El empate tiene un tinte más celeste que azul y oro por la diferencias de planteles y por lo que significa sumar un punto ante uno de los gigantes de Argentina. La garra fue la bandera de Temperley para empezar sumando el campeonato. Para Boca es más preocupación que otra cosa teniendo en cuenta que el juego no aparece y en tres días tendrá una final ante San Lorenzo por la Supercopa. En un duelo paupérrimo el Gasolero sacó más provecho.