ARGENTINOS JUNIORS 0 – GUARANÍ ANTONIO FRANCO 1: ESTE GUARANÍ PASÓ DE FASE

Por: Marcelo Patroncini

A diferencia del de Asunción que cayó con River en semifinales de la Libertadores, el Guaraní de Posadas venció por la mínima diferencia al Bicho de La Paternal y se metió en octavos de la Copa Argentina donde enfrentará al ganador del duelo entre Boca y Banfield. Con un tanto de Pablo Ostrowski, la escuadra de Humberto y Martín Zucarelli profundizó el mal momento del Tifón de Boyacá que se fue completamente silbado del Alfredo Beranger.

El partido en sí fue malo. El Franjeado tuvo una sóla clara en el primer tiempo y fue cuando el goleador de la noche sacó un remate desde afuera del área mayor para forzar la salvada de Adrián Gabbarini al tiro de esquina. Los porteños, en cambio, contaron con mayor dominio de la pelota pero Gonzalo Castillejos con tres intentos no pudo vulnerar a Alejandro Medina. La más clara fue sobre el epílogo de la etapa inicial cuando un desborde de Ezequiel Garré cayó en los pies de Leandro Navarro que, en una oportunidad inmejorable, la mandó por encima del larguero.

Para la complementaria el panorama no varió demasiado. Argentinos Juniors, empujado por su gente, avanzaba con lo que poco que generaba Cristian Ledesma y lo nulo que armaba Jonathan Rodríguez. Los cambios a Néstor Gorosito parecieron servirle porque Andrés Franzoia renovó el oxígeno y, Lautaro Rinaldi, demostró que sigue siendo la pieza ofensiva más importante que tienen los Bichitos Colorados de La Paternal.

No obstante, en una contra aislada llegó un tiro de esquina para los mesopotámicos. Desde la oreja izquierda se puso en órbita el esférico que cayó en los pies de Ostrowski quien con un golpe seco mandó la bola al fondo de la red. Conquista y delirio del puñado de misioneros que ocupó la antigua tribuna visitante del Gasolero.

Al partido le faltaban veinte minutos más lo que podía adicionar Alejandro Castro pero la escuadra de La Paternal no supo aprovechar el tiempo que tuvo a su favor y tampoco le encontró la vuelta a un Franjeado que se cerró muy bien en el fondo para conseguir el pasaje a los octavos de final de la Copa Argentina.

Guaraní Antonio Franco, de flojo presente en esta temporada del Nacional B, se dio el gusto en cancha de Temperley de conseguir un boleto para enfrentar a Boca Juniors o Banfield en la próxima fase de un certamen que ofrece una plaza para la Libertadores del 2016. A los dirigidos por Humberto y Martín Zuccarelli les quedan cuatro peldaños para cumplir su sueño. Y el haber eliminado ya a dos equipos de Primera como Arsenal y, ahora, Argentinos Juniors les da el respaldo de saber que no es para nada utópico.