WEBER BAHÍA BASKET: “EL MÉTODO DE TRABAJO PERMITE A LOS CHICOS CRECER Y JUGAR CON LIBERTAD”

Gentileza Diario La Nueva de Bahía Blanca | @lanuevaweb

Por: Marcelo Faró | marce_faro

Hablamos con uno de los integrantes del staff técnico de Bahía Basket. El receso forzado por la cuarentena, la evolución del equipo durante esta temporada y su situación personal dentro de la organización, son algunos de los temas de esta entrevista que le brindó a Vermouth Deportivo.

Luego del parate de la Liga Nacional, como consecuencia de la pandemia del Nuevo Coronavirus, muchos equipos decidieron licenciar a sus planteles a la espera de la evolución de una situación sanitaria que no permite prever, a corto plazo, un retorno de la actividad. En ese sentido, Bahía Basket fue uno de los equipos que se movió más rápido y acertadamente, licenciando a todos sus jugadores para que puedan pasar este tiempo junto a sus familias. Así que charlamos con José Luis Pisani, quien firma la planilla como Entrenador en todos los partidos del equipo bahiense.

Vermouth Deportivo: -¿Cómo tomas, en lo personal, este momento sanitario del mundo y de la Argentina?

José Luis Pisani: -En estas cuestiones, uno busca informarse y escuchar a los médicos que saben del tema para poder colaborar desde nuestro lugar y ser solidarios además de responsables, quedándonos dentro de casa para protegernos (José Luis y su esposa acaban de ser padres y tienen un hijo de apenas 20 días).

V.D.: -¿De qué manera reaccionó el equipo y la organización ante estos acontecimientos?

J.L.P.: –Nosotros pudimos adelantarnos en unos días al peor momento de esta situación. ‘Pepe’ (Sánchez) se ocupó de informarnos y explicarles a los chicos del plantel cómo venía esto, y entre otras cosas, haberlo previsto de esa forma nos permitió rescindir de común acuerdo a los jugadores norteamericanos (Lynch, Weatherington y Martin) y darle licencias al resto del equipo para que cada uno esté en su casa, junto a sus familias. Acá lo importante fue dejar de lado lo deportivo y poner por delante lo sanitario.

V.D.: -Yendo a lo deportivo, ¿qué evaluación hacés de lo que va de temporada y del desarrollo del equipo?

J.L.P.: –Este es un lugar especial, en el que las evaluaciones se hacen teniendo en cuenta muchos factores y no sólo el resultado. Hubo un cambio muy fuerte entre lo que fue el Súper 20 y la mejora notable que se dio durante este año 2020 en nuestro juego. Eso va atado a situaciones que se van acumulando e influyen en esa mejora, como son la pretemporada, la conformación de un equipo de trabajo y el aprendizaje de un método con distintos entrenadores que nos ocupamos de diferentes funciones o situaciones del juego. En ese sentido, fuimos experimentando con estos chicos jóvenes que tienen mucho talento pero que, en algunos casos, debutaban en la competencia. Por lo que en la medida que cada uno fue encontrando sus tiempos y espacios de juego dentro de la cancha, fueron mejorando y adaptándose a la competencia profesional para mostrar su mejor cara.

V.D.: -¿Cómo fue el crecimiento individual y colectivo de Bahía?

J.L.P.: –Se fue dando a medida en que nuestros jugadores sumaron minutos y entendieron una forma de jugar nueva. Tenemos un estilo de ataque que no se ha visto hasta ahora en la Liga Nacional y que tiene similitudes con lo que se da en la NBA. Es un juego de ‘contrapiernas’, de buscar lanzamientos abiertos o de generar rompimientos hacia la zona pintada.

El equipo fue creciendo dentro de ese método y empezamos a ser más consistentes y homogéneos a la hora de competir. Ya lo veníamos haciendo muy bien en nuestra casa y empezamos a mejorar mucho de visitantes, en el último tiempo. Antes nos costaba mantener la concentración pero, en las últimas dos giras, lo conseguimos.

V.D.: -Hablemos del desarrollo de algunos jugadores y del caso puntual de Caio Pacheco.

J.L.P.: –Todo se da de la mano y funciona en forma paralela. Los chicos están en constante crecimiento y, para eso, ayuda mucho el método, el tipo de entrenamientos y la forma de trabajar día a día. Ese proceso me parece que los hace crecer y jugar con mucha libertad.

El caso de Caio ya es el de un jugador excluyente y dominante, actualmente uno de los mejores en la Liga. Pero tenemos un montón de chicos que han crecido y mejorado sus números a la par del equipo, como Tolosa, Lugarini, Ruesga, Marini, Elías y otros que no se ven en las estadísticas, como ‘Rafa’ Paulichi pero que es un estandarte defensivo y ocupa muchas posiciones en nuestro equipo. Y pienso que, a futuro y gracias a este método de trabajo, crecerán otros como Ezequiel Paz o Gabriel Novaes, que seguramente en poco tiempo van a dar un gran salto de calidad.

V.D.: -Hablame del rol de Pepe Sánchez dentro de la organización.

J.L.P.: –Bahía Basket implementó un método diferente al de toda la Liga Nacional. Somos un grupo de entrenadores manejando al equipo con un método innovador.  Y para eso, contamos con la ventaja de tener al frente a ‘Pepe’, que ve el básquet de una manera especial, que tiene información y experiencia traída desde los mejores lugares del mundo y la pone a disposición del cuerpo técnico y los jugadores. Él es uno más de nosotros en el día a día, tanto para planificar los entrenamientos y los juegos. Eso es un gran disfrute al que le sacamos provecho de forma constante.

V.D.: -¿Cuánto influye tener un lugar como el Dow Center?

J.L.P.: –Este es uno de los mejores lugares que conozco y de los más adecuados para el desarrollo del básquet. Los jugadores conviven ahí y tienen todas las comodidades para entrenar y dedicarse a full a este deporte. Esa comunidad dentro de un mismo lugar se nota en el desarrollo a nivel equipo. Todo se conjuga para que el equipo sea especial y haya una comunión de amistad muy linda en el plantel.

Gentileza: Marcos Aramburu

V.D.: -Después de varios años, ¿Cómo es la experiencia personal de este año junto al equipo?

J.L.P.: –Es un momento personal muy lindo y diferente a cuando dirigí a Weber Bahía Estudiantes, con grandes como ‘Pepe’ o Juan Espil en el plantel y jugando con el Casanova lleno. Hoy en día, comparto esta experiencia con entrenadores jóvenes y todos convivimos muy bien.

Acá no existe el entrenador en jefe y somos un grupo de trabajo que sigue el método que lideran ‘Pepe’ y Facundo Tabares. Cuando acepté la propuesta de trabajar aquí, me gustó la posibilidad de vivir una experiencia de aprendizaje de vanguardia y conocer una nueva forma de trabajo.

V.D.: -¿Cómo ves al equipo en el futuro?

J.L.P.: –Seguramente, si el equipo mantiene la base de jugadores, en unos años estos chicos harán grandes cosas en la Liga, por su ambición, por su edad y por su capacidad de trabajo. Si bien, mi contrato es por una temporada, yo me siento muy cómodo acá, muy a gusto y llevando adelante una forma de trabajo que disfruto mucho.

Más allá de lo que pase con esta temporada de futuro incierto, lo que si puede saberse es que el futuro de Bahía Basket tiene muchas certezas: La inversión realizada en la formación de jugadores e infraestructura hoy se convierte en los cimientos de la solidez que demuestra una organización deportiva en la que José Luis Pisani se siente cómodo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *