ARGENTINA 75 – ESPAÑA 95: SUBCAMPEONES, DOBLEGADOS POR NUESTRO PROPIO JUEGO

Gentileza: FIBA

Argentina recibió de su propia fórmula y cayó dominado ante España por 95 a 75 que se coronó campeón del Mundial de Baloncesto disputado en China. Ricky Rubio fue el Jugador Más Valioso y Luis Scola entró en el quinteto ideal.

España abrió esta final con un doble largo de Oriola, y se vio una ráfaga de 7 puntos, de la mano de Rubio y Gasol. Brussino cortó el cero argentino, pero no detuvo el arranque dominador de la roja. Juancho estiró la diferencia a 12 (2-12). Sergio pidió minuto y sacudió el amor propio de los jugadores,ya que no estaban jugando como en todo el campeonato. Tras un doble de Oriola, dos triples de Brussino trajeron al juego a Argentina, y cambió su actitud defensiva, que se ajustó en el poste bajo. Desde ahí, ambas defensas estuvieron incisivas en primera línea, pero los nuestros levantaron la actitud y se pusieron a 1 (13-14) con la ayuda de Deck. Aun así, España mantuvo el dominio y sacó un parcial de 9-0 y cerró el cuarto 14-23, demostrando un buen scouting que le dio a Argentina de su propio veneno.

Tras dos fallos polémicos favorables a España, Rudy abrió el marcador con un triple, Willy Hernangomez encestó desde la pintura fintando sobre Scola, y Rudy castigó de tres nuevamente. Laprovíttola inició una racha de 7-0, para ponerse 10 abajo (21-31). Aun así, Argentina no estuvo tan agresiva defensivamente como en todo el torneo y los españoles aprovecharon esta situación y se encargan se aumentar la ventaja. Los nuestros apostaron a las acciones individuales y la poca seguidilla de pases, esto los llevó a la línea y mantuvo la diferencia en un digito (29-37). El equipo de Scariolo tuvo medido al equipo argentino durante todo el primer tiempo, lo sacó de su juego habitual y se adueño de los rebotes y los recuperos en la pintura. Argentina tuvo la última y, desoyendo lo pedido por Hernández, Campazzo tomó un tiro de mitad de cancha que no entró. El marcador 31 a 43 mandó a todos al vestuario.

Argentina se mostró agresiva en el arranque del tercer período, pero España no se quedó atrás y mantuvo lo que hizo en el primer tiempo. Scola y Campazzo no gravitaron y España se fue agrandando cada vez más. Entre Vildoza y Campazzo intentaron desde los triples pero no hubo efectividad. El dominio español fue notorio en el tanteador (39-58) y en la calma de Scariolo cada vez que habló con sus dirigidos. La defensa argentina no fue lo agresiva que se mostro en todo el torneo, en cambio España atrapo con dos o tres jugadores y, en ataque, mantuvo su claridad y cerró el cuarto por 47-66.

Deck abrió el tanteador con un rompimiento al aro, pero España continuó en su dinámica. De a poco y con Laprovíttola en el perímetro y Deck en las penetraciones, sacaron un parcial de 7-0 para ponerse a 12 (58-70). Así y todo, los españoles continuaron castigando con sus estrellas. Gracias al empuje del “tortuga”, Argentina mostró una incipiente reacción pero aún así España validó su dominio y sentenció el juego con un triple de Rubio a falta de minuto y medio. Las caras en ambos banquillos mostró las posiciones finales y la hinchada argentina mostró su aliento a su equipo que superó altamente sus expectativas iniciales. Sergio dio los minutos finales a Gallizzi, Caffaro, Fjellerup y Redivo, este último tuvo el último triple argentino. Sin atenuantes, España ganó 95 a 75 y se coronó Campeón del Mundo.

Gabriel Deck fue el goleador del partido con 24 puntos seguido, del lado argentino, por Nicolás Laprovíttola y Facundo Campazzo con 17 y 11 respectivamente. Para el campeón, Ricky Rubio, Jugador Más Valioso del encuentro, anotó 20 puntos, Sergio Llull 15 y Marc Gasol 14.

Más allá del resultado final -amargo y doloroso- este equipo demostró un juego de alto nivel durante todo el torneo y obligó a su contrincante final a tomar todos los recaudos posibles en todos los aspectos, además de jugar un partido perfecto durante los 40 minutos. Argentina recibió de su propio tónico, cayó de la manera que hizo caer al resto de sus contrincantes. Pero cayó de pie, con la frente en alto y generando el orgullo de aquellos que nos sentimos representados con eso que ellos entregan. Desde quien suscribe y de parte de todos los que formamos parte de Vermouth Deportivo, ¡MUCHAS GRACIAS!

La premiación final fue:

Campeón: España.

Subcampeón: Argentina.

Gentileza: CABB

Tercer puesto: Francia.

Jugador Más Valioso: Ricky Rubio.

Quinteto ideal: Ricky Rubio (España), Evan Fournier (Francia), Bogdan Bogdanovic (Serbia), Luis Scola (Argentina), Marc Gasol (España)

SÍNTESIS

ARGENTINA (75): Luis Scola 8, Facundo Campazzo 11, Marcos Delía 2, Nicolás Brussino 8, Patricio Garino 0 (FI); Gabriel Deck 24, Nicolás Laprovíttola 17, Luca Vildoza 2, Máximo Fjellerup 0, Agustín Caffaro 0, Tayavek Gallizzi 0 y Lucio Redivo 3. Entrenador: Sergio Hernández.

ESPAÑA (95): Rudy Fernandez 11, Ricky Rubio 20, Pierre Oriola 6, Marc Gasol 14, Juancho Hernangomez 11 (FI); Víctor Claver 2, Willy Hernangomez 11, Sergio Llull 15, Pau Ribas 5, Javier Beiran 0, Quino Colom 0, Xavier Rabaserda 0. Entrenador: Sergio Scariolo.

Parciales: 14-23; 17-20 (31-43); 16-23 (47-66); 28-29 (75-95).

Árbitros: Cristiano Maranho (Brasil) – Yohan Rosso (Francia) – Steven Anderson (Estados Unidos).

Estadio: Wukesong Sports Arena (Beijing, China)

Fotos: FIBA

Por Walter Silva|@WalFSilva10

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *