LUXEMBURGO 1 – SERBIA 3: ESTE TRIPLE SI QUE VALE

Foto: Captura de video de @UEFA

El mal resultado en el Mundial de Básquet tuvo su contraste en el fútbol. La Selección de las Águilas Blancas derrotaron por 3 a 1 al León Rojo cumpliendo con los pronósticos y quedaron al acecho de la durísima Portugal que tiene un partido menos y un punto de más en esta eliminatoria rumbo a la Eurocopa 2020.

Con más de seis mil personas en el Josy Barthel, la Serbia de Ljubia Tumbakovic festejó ante un Luxemburgo que solamente cosechó unidades ganándole y empatándole al rival más débil de la zona como lo ha sido Lituania. La mala para el elenco visitante es que el panorama no es alentador teniendo en cuenta que los lusitanos aún tienen una contienda menos en sus haberes y encima los contrincantes deberían ser sumamente accesibles para afirmarse en el segundo lugar.

Para triunfar, el conunto de la ex Yugoslavia, tuvo que sufrir en el comienzo. Un gran desborde por derecha de Daniel Sinani cayó en la cabeza del portugués nacionalizado, Gerson Rodrigues. El delantero con rastas del Dynamo Kiev conectó la redonda pero el travesaño de Marko Dmitrovic dejó el score en cero.

Serbia abrió la cuenta a diez del final del primer tiempo. El envío aéreo de Aleksandar Kolarov y el testazo de Aleksandar Mitrovic corrieron con mayor fortuna porque la caprichosa volvió a dar en un parante pero, esta vez, el poste izquierdo de Anthony Moris acompañó el recorrido de la número cinco hasta el fondo de la red. Luxemburgo, nuevamente, se iba al descanso con un resultado adverso y empezaba a despedirse del sueño de la Eurocopa.

Las Águilas Blancas ampliaron la diferencia en el arranque de la complementaria. El recientemente ingresado Nemanja Radonjic sacó un zapatazo que se coló junto a la base del palo izquierdo local para marcar el 2 a 0. Sin embargo la sorpresa llegó cuando el León Rojo descontó tras un centro de Daniel Alves Da Mota y el esfuerzo de David Turpel para sembrar incertidumbre en Letzebuerg.

La tensión para la visita duró hasta pasada la media hora de la complementaria. Una asistencia filtrada al área grande de Sergej Milinkovic-Savic dejó en una posición muy buena a Mitrovic quien, sin esperar a la reacción del guardameta y tampoco presionado por la marca, remató fuerte y alto para colgar la redonda del ángulo superior derecho de la cueva de Moris y estampar cifras definitivas.

Luxemburgo, de querer tener chances de meterse en la Eurocopa 2020, deberá vencer dos veces a Portugal, una a Serbia, y esperar otros resultados lo cual hace prácticamente improbable que ingrese en el certamen. Serbia, con un panorama un poco más claro, cumplió con los pronósticos, ganó 3 a 1, y ahora sabe que depende de sí mismo y de la ayuda externa de otros resultados para soñar con la máxima cita del viejo continente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *