LINIERS 1 – JUVENTUD UNIDA 0: LYNCH, ME DAS CADA DÍA MÁS

Liniers sorteó con éxito la primera fase del Reducido por el segundo ascenso que otorga la Primera D al derrotar por un tanto contra cero a Juventud Unida. El único tanto del encuentro fue señalado por Ian Lynch de cabeza, sobre los 35 minutos de la complementaria.

En el Juan Antonio Arias, Liniers y Juventud Unida se veían las caras en el marco de los cuartos de final para el Reducido de la Primera D. La Topadora, siendo el segundo mejor de la divisional, midiéndose ante el Lobo Rojo, consiguiendo la clasificación a post-temporada en la última jornada y ocupando el 9° escalón.

Durante la primera mitad, el encuentro se desarrolló de manera pareja, repleta de imprecisiones y sin un claro dominador. La pelota fue cambiando de bando constantemente y ninguno lograría llegar con claridad a las áreas ajenas más allá de un cabezazo de Diosnel Duarte facilmente contenido por Rodolfo De Rosa y otro de volea de Damián Lescano, pasando cerca de un palo.

En la complementaria, la historia era similar a la de los 45 minutos iniciales. Alexis Valenzuela estrellaría una pelota en el travesaño tras un tiro libre y Santiago Szerdi, con un zurdazo, estaría cerca de cantar el primer tanto.

Los minutos transcurrían, poco pasaba en el partido hasta que, sobre los 35 minutos, Ian Lynch capitalizó un centro desde la derecha para efectuar un testazo tan colocado como certero, logrando inflar las redes ajenas por primera y única vez en la tarde.

No hubo tiempo para más a excepción de la roja directa por un codazo de Miguel Almada. Liniers logró imponerse por la mínima para avanzar a la siguiente instancia del Reducido, donde deberá medirse ante Centro Español, disputándose la ida en el Estadio de Lugano y la vuelta en Villegas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *