Partidos del día de hoy

FERRO (LP) 3 – INDEPENDIENTE (N) 1: NO TENÍA CHANCE, PERO LE ROBÓ UN “PICO”

Foto: @FerroDeLaPampa

El Tren del Barrio Talleres cantó victoria por primera vez en la temporada 2018/19 tras vencer por 3 a 1 al Rojo neuquino que ya lleva tres fechas sin ganar. Los dirigidos por Sergio Priseajniuc la estaban pasando mal en El Coloso pero, con una serie de cambios a tiempo, lograron lavar la pálida imagen de la etapa inicial para dar vuelta el resultado y aplastar en poco menos de media hora al equipo de Diego Trotta.

Venía complicado el panorama para Ferro de General Pico y también para Independiente de Neuquén. El Verdolaga como local había igualado en el debut con Sansinena pero después tropezó con Sol de Mayo de Viedma. Los cuyanos, en contrapartida, empezaron el torneo cayendo en Mar del Plata con el durísimo Alvarado y luego empataron en su casa contra Deportivo Roca. Pero sumar de a tres aparentaba no ser para ellos.

En La Pampa, la mano vino complicada para el Verdolaga. Los de Priseajniuc no podía agarrar la manija del partido. Daniel Carrasco no generaba riesgo, la pelota no llegaba con claridad en ofensiva y el que se relajaba era Ceferino Arregui. Para el Rojo la historia era esperar a que llegue, por decantación, el gol. Sin ser una máquina, los de Trotta fueron superiores y se llevaron el premio al descanso a través de un cabezazo de César Medina cuando iban 43 minutos.

Sin embargo, el DT rosarino, con pasado como jugador en Gimnasia y Esgrima de Jujuy, movió el banco de los relevos. No podía soportar el 1 a 0 abajo ni tampoco que se escapen unidades en su propia casa. Y acertó claramente con el ingreso del ex Atlético Rafaela, Franco Jominy, que en una ráfaga le lavó el rostro al equipo y además torció por completo la historia de la tarde pampeana.

El atacante empató a los 14, y a través de un hermoso contragolpe, puso el 2 a 1 en favor de la Locomotora Verde cuando el reloj marcaba 19 minutos de la complementaria. La visita sintió el golpe, fue a buscar lo perdido pero terminó complicándose aún más. Le dio espacios al dueño de casa y la cortina terminó bajándose definitivamente a cinco del final cuando Cristian Curuchet, de tiro libre, clavó el tanto de la tranquilidad para los de Priseajniuc.

Independiente de Neuquén coqueteaba en La Pampoa. Franeleaba con la victoria y veía como querían robarle un beso pero no podían. Pero con actitud, Ferro le afanó un pico en General Pico y le ganó 3 a 1 en un baile que no había empezado bien a pesar de la localía. Así el dueño de casa se fue con el pecho inflado y con el objetivo cumplido sabiendo que el próximo compromiso será el domingo por la tarde, cuando todos estén pendientes del Boca – River, en Río Negro visitando a Cipoletti.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*