Partidos del día de hoy

COLOMBIA 1 – JAPÓN 2: KAGAWA POR UN CAFÉ MALO

Foto: www.standard.co.uk

El combinado Cafetero arrancó con el pie izquierdo su participación en Rusia 2018. Desde temprano saboreó una infusión que le cayó realmente mal a los dirigidos por José Pekerman y terminaron padeciendo a los Nipones que, con un hombre de más durante noventa minutos, cantaron victoria por 2 a 1 en Saransk.

Colombia padeció los efectos de un mal trago. Recién arrancaba el partido cuando Carlos Sánchez frenó con la mano un remate de Shinji Kagawa que tenía destino de red y realmente cagó al equipo sudamericano. De hecho, la propia Real Academia Española acepta dicho verbo para ser usado como sinónimo de “manchar, deslucir, echar a perder algo” y así fue puesto a que Japón supo sacar provecho de esta situación para festejar un triunfo esperanzador de cara a la clasificación a octavos de final.

El esloveno Damir Sokomina expulsó al ex volante de la Fiorentina y sancionó la pena máxima cuando apenas iban 2 minutos de iniciado el cotejo. Ciento ochenta segundos después se pudo ejecutar el penal y Kagawa superó a David Ospina para que los dirigidos por Akira Nishino se pusieran en ventaja en el “sol naciente” de una contienda.

Por un lado aparecía el febo mientras que Colombia sufría el ocaso de un libreto que no tenía estudiado. Las llegadas del elenco sudamericano eran con esfuerzo como una acción en la que Radamel Falcao conectó con la punta del botín pero encontró bien parado a Elji Kawashima. Antes del cuarto de hora, Japón tuvo el segundo con un remate mordido de Takashi Inui que salió besando el palo izquierdo de la valla defendida por Ospina.

Fue el elenco Cafetero quien, casi sin merecerlo, accedió al empate antes de irse al descanso. Juan Fernando Quintero, el hombre de River Plate, ejecutó un tiro libre por debajo de la barrera que sorprendió a todos y se terminó metiendo contra la base del poste que debía custodiar Kawashima. Asombrado, el arquero se arrojó pero llegó tarde a sacar la pelota que ya había traspasado la línea. Y con el 1 a 1 los de Pekerman caminaron rumbo a los camarines augurando una complementaria con mejor suerte.

La selección sudamericana encaró la segunda parte con claras intenciones de doblegar a su rival a pesar del hombre de menos. Sin embargo la desventaja numérica le jugó una mala pasada ante los Samurái Azules que se mostraron ordenados. Los Nipones llegaron en un par de ocasiones y golpearon duro. Una fue a los 8 minutos cuando Yuya Osako le ganó la marca a Davinson Sánchez pero castigó sin ángulo para que Ospina pueda controlar el esférico. La otra fue a los 27 pero esta vez Osako no perdonó ganando de cabeza entre sus rivales e incluso responsabilizando al guardameta de un tanto que acompañaría a los asiáticos al triunfo final.

Ni el ingreso de James Rodríguez Rubio ni el de Carlos Bacca le dio a Colombia el peso ofensivo necesario para llegar a la igualdad. Los de Pekerman tuvieron la pelota sobre el final pero no fueron claros ante un Japón que le dio un café veloz en el amanecer del partido para ganar 2 a 1. Y con diez hombres, el elenco Cafetero cagó el debut mundialista y puso en jaque sus ilusiones de meterse en octavos de final.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*