Partidos del día de hoy

HURACÁN 1 – SAN LORENZO 1: ¿SAN LORENZO? ¡DE ALMAGRO!

Foto: @MatuCVazquez

El Globo tenía prácticamente noqueado al Ciclón en Parque Patricios hasta que apareció Nicolás Reniero para salvar la ropa del elenco Azulgrana. El cabezazo del ex hombre de Almagro en el epílogo de la contienda le permitió a los de Claudio Biaggio sumar un punto que lo sigue depositando en puestos de Copa Libertadores mientras que los de Gustavo Alfaro se privaron de alcanzar la línea de su eterno rival.

Fue un clásico deslucido, sin ritmo, con pocas emociones. Huracán tuvo el protagonismo pero no lastimó a un San Lorenzo irreconocible, desdibujado, con figuras que ni siquiera gravitaron en el Tomás Adolfo Ducó. Sin embargo, el dueño de casa no supo como cerrar el partido que lo tenía prácticamente en el buche y que lo terminó rifando cuando el oponente no había hecho nada para igualarlo.

En el primer tiempo el Globo llegó con un cabezazo que contuvo muy bien Nicolás Navarro y con un disparo de Nicolás Silva que el guardameta contuvo en dos tiempos. El Cuervo, directamente, no pesó en ofensiva y solamente tuvo un tiro de Nicolás Blandi que dio en el costado izquierdo del arco defendido por Manuel García. No obstante, a los 43 minutos, y tras una magnífica jugada colectiva llegó el tanto el Quemero. Centro de Ignacio Pussetto, la figura de la tarde, para que Andrés Chávez la empuje al fondo del arco.

Con el tanto del ex delantero de Banfield, el equipo de Alfaro se iba al descanso arriba en el tanteador. Y cuando todos imaginaban que el Ciclón saldría decidido a torcer la historia en la complementaria, nada de eso pasó. El equipo del “Pampa” no tenía ideas, carecía de fútbol y recién creció en el cuarto de hora final cuando el DT mandó a la cancha a Leandro Atilio Romagnoli. El resto fue pasividad pura.

Los Quemeros tenían la pelota pero tampoco herían a su rival. Destellos de Pussetto, un intento de Chávez y un disparo cruzado de Daniel Montenegro fueron todo lo que propusieron en la segunda mitad como para bajarle la persiana al derby. La visita reaccionó con un remate de media distancia de Fernando Belluschi y fue sólo un aviso. El 1 a 0 parecía inamovible hasta que, a los 43, desboró Blandi que envió un centro pasado para la entrada de Reniero que de cabeza, y en el área chica, igualó las acciones. Y al cotejo solo le quedó tiempo para que el Ciclón se quede con diez hombres producto de una doble amarilla a Robert Piris da Motta.

Huracán pasó de la fiesta a la desazón. El 1 a 1 final, en parte, le dio una respueta al clásico canto contra San Lorenzo sobre el barrio al que pertenecen. Porque quien ganó de cabeza fue Reniero, hombre de la cantera Azulgrana que debió mudarse a Almagro para que vuelvan a tenerlo en cuenta.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*