UNIÓN (SANTA FE) 1 – SAN LORENZO 1: EL TIRO (LIBRE) POR LA CULATA

Todo estaba encaminado para San Lorenzo. Ganaba por un gol de diferencia en el primer tiempo cuando era levemente superior pero una genialidad de Ignacio Malcorra desde un tiro libre le dio el empate a Unión en Santa Fe. La igualdad le quedó bien a dos equipos que dominaron un tiempo cada uno. Las situaciones no abundaron aunque brindaron un espectáculo atractivo en el arranque de los azulgranas y rojiblancos. El cuervo perdió la chance de asegurarse la punta al final de la fecha porque si Boca le gana a Sarmiento (mañana a las 21.30 en Junín) la perderá.

Unión no pareció para nada el mismo equipo del primer semestre. Imprecisiones y un pobre peso ofensivo en la primera etapa. Poco a poco, la visita creció y encontró espacios en el sector derecho del ataque donde Villalba se sintió cómodo. Cauteruccio tuvo su posibilidad de cabeza pero Nereo Fernández y el travesaño evitaron el primer gol de la noche. Sin embargo, esa llegada fue sólo un anuncio de lo que pasaría después. Gran jugada por derecha del cuervo, remate de »Caute», rebote de Nereo y definición a la red de Sebastián Blanco. El gol dejó las acciones con un poco de justicia en el 15 de abril. El tate reaccionó tímidamente y por lo mostrado en el campo sólo una jugada parada cambiaría la historia. Y así fue. Ignacio Malcorra se paró como siempre al final del PT. Poca carrera, piernas separadas y una ejecución perfecta al otro palo de Torrico -para nosotros muy lejos del poste descubierto- para la parda. Un golazo del volante rojiblanco que volvió a demostrar que es uno -o el mejor- pateador de tiros libres en Argentina.

Los dirigidos por Edgardo Bauza no salieron de la misma manera y se dejaron manejar por el tatengue, que tuvo más ambición. El gran trabajo del volante local, Mauricio Martínez, llevó a Unión a adelantarse en el campo y hasta contar con dos situaciones desde afuera del área, que contuvo Sebastián Torrico. El tate fue más en el complemento y demostró que hay vida después de su goleador y figura de la primera etapa del Torneo de 30 equipo, Enrique Triverio. El de Boedo pensó más en la importancia del punto y no tanto en la victoria.

El análisis pone en duda para quién fue mejor el empate. Para Unión el sabor es repartido: empató ante el líder pero en el segundo tiempo mereció un »poquito» mas. Para San Lorenzo también el gusto es raro: se sacó un punto en un estadio difícil aunque perdió la chance de mantenerse sí o sí en la punta. En definitiva, el punto está bien pero al parecer al Cuervo le salió el tiro -libre- de Malcorra por la culata.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *